VENEZUELA: Ultimado de dos tiros en la cabeza - EntornoInteligente

Entornointeligente.com / Primicia / Comunidad aseguró que víctima “no estaba en buenos pasos”.

La esposa de Derwin Antonio Leccia Rodríguez estaba afuera de la casa cuando lo mataron.

Ella esperaba a una vecina que le entregaría unas medicinas.

En un momento de descuido, notó que un vehículo se detuvo al frente de la casa. Ya lo había visto rondando en horas anteriores.

Era un Hyundai Accent verde. Dos hombres bajaron y, a la fuerza, entraron a la vivienda.

La mujer escuchó dos disparos. Después vio cuando los sujetos corrían hacia el automóvil, se montaban y escapaban.

Eran cerca de las 10:30 de la noche del sábado.

Cuando entró a la casa, la mujer observó que Derwin yacía en la sala, acostado sobre un mueble como ella lo había dejado minutos antes de salir.

Sin embargo, Derwin, de 31 años, manchaba las sábanas y almohadas con su sangre. Tenía dos disparos en la cabeza.

Su pareja se asustó y pidió ayuda   a los vecinos, pero cuando estos se acercaron a la vivienda Derwin estaba muerto.

Quedó sin camisa, con los dos orificios en el cráneo, a la vista de la comunidad.

Aviso El reporte llegó a los oficiales de la policía estadal.

Quien llamó, indicó que el crimen ocurrió en la calle Girardot del sector 11 de Abril, en San Félix.

Una comisión se acercó hasta la casa de Derwin y corroboró su muerte.

Después de informarse del nombre de la víctima, los funcionarios avisaron al Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas.

Los agentes llegaron una hora después y realizaron las pesquisas. Hablaron con los dolientes de Derwin y con la comunidad, y estos relataron lo que sabían.

El Hyundai Accent estuvo merodeando durante varias horas por el sector.

La gente notó la irregularidad, pero no hizo caso.

Poco antes del crimen, Derwin llegó a su casa. Su pareja dijo que había bebido un poco y se acostó en la sala.

A los minutos llegaron los asesinos.

Ajuste De acuerdo con la versión de las autoridades, los vecinos comentaron que Derwin “no andaba en buenos pasos”.

Supuestamente lo conocían   como el Pío y se dedicaba al robo de vehículos.

Confesaron que pertenecía a la banda de los Treinta-Treinta, aunque dicha versión no está confirmada por quienes indagan el caso.

No obstante, el móvil que manejan los detectives de la policía científica es el ajuste de cuentas.

Presumen que Derwin tuvo algún altercado con miembros de otro grupo delictivo. Su cadáver yace en la morgue.

VENEZUELA: Ultimado de dos tiros en la cabeza

Con Información de Primicia

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Entornointeligente.com

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow Me

.