Una guerra energética entre Kosovo y Serbia retrasa seis minutos los relojes de toda Europa - EntornoInteligente

Entornointeligente.com / ABC de España /

Noticias relacionadas Un reloj para un gran padre Relojes monocromáticos, todo a un color ¿Eres impuntual? ¿Has llegado tarde a trabajar hoy? Por una vez puedes decir que no es culpa tuya y no que te hayas dormido. Los relojes digitales de toda Europa están sufriendo retrasos de hasta seis minutos debido a una guerra energética entre Kosovo y Serbia que está afectando al resto de países.

La razón aparente es un fallo continuo en el sistema eléctrico europeo que ha hecho que la corriente circule a una frecuencia media de 49,996 herzios en lugar de 50 Hz , que debería ser lo normal. Como muchos relojes están conectados a la red eléctrica (despertadores, microondas…) y utilizan esa frecuencia para marcar los segundos, se ha ido retrasando poco a poco la hora hasta llegar a los seis minutos.

La Red Europea de Gestores de Redes de Transporte de Electricidad (ENTSO-E en inglés) ha detectado el problema y las causas del mismo. Se trata de una desviación continua originada entre Serbia y Kosovo que afecta a 25 países y por la que se han “perdido” 113 GWh, lo que ha provocado ese retraso en los relojes.

“Hay que solucionarlo a nivel político”, apuntan desde el ENTSO-E, donde son conscientes de que la región de mayoría serbia del norte de Kosovo no paga al gobierno por la energía que consume. La compañía serbia EMS culpa del problema al país vecino y asegura que ha tomado energía del sistema europeo sin tenerla contratada.

Todo se solucionó cuando Kosovo tomó cartas en el asunto y restauró la frecuencia normal , pero tardará algún tiempo en arreglarse del todo y no se descarta que pueda volver a ocurrir.

Una guerra energética entre Kosovo y Serbia retrasa seis minutos los relojes de toda Europa

Con Información de ABC de España

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Entornointeligente.com




Instagram

Username or hashtag @entornointeligente is incorrect.