Telefónicas y retail, en guerra por los celulares "liberados" - EntornoInteligente

Entornointeligente.com / El Clarín / Con el retroceso de la política de subsidiar los precios, las telefónicas pierden protagonismo como canal de ventas de celulares, un negocio que factura más de US$3.000 millones anuales. Tal como ocurre en otras partes del mundo, en la Argentina avanzan las terminales liberadas, es decir, los dispositivos que se pueden usar con chip de cualquier operadora (Movistar, Claro o Personal), favoreciendo a los comercios especializados (Garbarino, Frávega y Compumundo, por caso) y grandes tiendas y supermercados, como Walmart, Carrefour y Jumbo.

En 2015, cerca del 30% de los 11,5 millones de unidades vendidas eran aptas para ser usadas con cualquier telefónica, según coinciden fuentes del sector. “Creemos que este negocio no ha encontrado su límite y esperamos que supere el 40% del total del mercado este año”, dijo a iEco Federico González Iturbe, director comercial de Garbarino. En Frávega coinciden con el pronóstico. Juan Villa, gerente comercial de la cadena, explica que este proceso que se observa en la Argentina ya pasó en otros países. “Incluso, en Brasil y Colombia las telefónicas no pueden subsidiar teléfonos por ley”, apunta.

La reconversión del negocio de la telefonía móvil basada en la venta de celulares con descuentos merece una explicación. Inicialmente, los subsidios fue el mecanismo elegido por las operadoras para sumar clientes, lo que implica la oferta de equipos con precios rebajados atados a un abono. Así, el celular queda bloqueado para una telefónica en particular durante el plazo que dure el acuerdo. El sistema fue exitoso, pero en el contexto actual, con niveles de penetración saturados, incluso con personas con más de una línea, se agotó. “Los subsidios jaquean la rentabilidad de las operadoras”, dicen los expertos.

Aunque fue gradual, el retiro de subsidios fue equiparando los precios ofrecidos por las telefónicas con los liberados, lo que favoreció principalmente a las cadenas comerciales. “Para Garbarino es algo natural vender teléfonos libres. Cerca del 90% de las unidades que vendemos son liberados”, señaló González Iturbe. En el sector señalan que la balanza en favor del retail se inclina velozmente.

De concretarse las proyecciones y tomando en cuenta que la Argentina (sin trabas a las importaciones ni grandes alteraciones en la economía) es un mercado de 13 millones de unidades, este año se colocarán entre 4 y 5 millones desbloqueados. El negocio principal de las operadoras –insisten desde esas compañías– son los servicios y el consumo de datos de los clientes. Pero la venta de teléfonos es una tajada difícil de resignar.

En este sentido, Claro dio la primera señal de que dará batalla. A fines de diciembre pasado, la compañía sorprendió al anunciar que ofrecerá a sus clientes celulares liberados. “En lo que respecta a los teléfonos ya vendidos y que tienen SIM-Lock, podrá solicitarse la clave de desbloqueo en los puntos de servicio, por teléfono, personalmente o por Internet”, aclararon.

Consultado al respecto, Fernando Del Río, director comercial de Claro, explicó que hoy “no tiene sentido utilizar estrategias pensadas para otro momento de la industria. En esta línea, buscamos hacerle las cosas más fáciles al acercarle dispositivos liberados y mantener una relación transparente”. Tanto Movistar como Personal destacaron que por el momento no piensan modificar su esquema de negocios. “Personal prevé mantener su estrategia de terminales”, dijo Manuel Correa Cuenca, director de Marketing del grupo Telecom.

En forma subterránea, por debajo de la pulseada entre los canales de venta, emergen otros cambios en el mercado de telefonía móvil. El año pasado, la producción de celulares en Tierra del Fuego se vio afectada por las trabas a las importaciones de kits y las restricciones al acceso de dólares de las terminales fueguinas, un combo que alteró parcialmente la dinámica propia de las marcas. Así las cosas, entre enero y noviembre ingresaron al mercado local poco más de 11 millones de unidades, una cifra casi idéntica (-0,4%) con respecto al mismo lapso del año anterior, según indica un estudio de MRT (Market, Research and Technology).

Allí se observan subas y caídas entre las marcas, sobre todo en lo más alto del ranking. En los primeros 11 meses del año, la líder absoluta Samsung colocó casi 3,4 millones de equipos, esto es casi 28% menos que el mismo período de 2014. Como contrapartida subieron LG (7%), Motorola (32%), Alcatel (207%), Microsoft (1.260%) y la china Huawei (177%), según se observa en el informe de MRT (ver cuadro de la derecha). Un escalón por debajo del top five (todas marcas internacionales) se ubica BGH, una marca nacional perteneciente al grupo empresario que produce electrónica en Tierra del Fuego.

Emergen modificaciones importantes, algunas producto de tendencias globales, como el estancamiento y hasta una leve caída en las ventas de Samsung. Y sobre todo con el surgimiento y expansión de marcas nacionales, de reciente aparición. Así, ya mueven la aguja unidades con sellos licenciados (Philips e Hyundai), más otros nacionales, como Noblex (del grupo NewSan), CX, Exo, Admiral, Top House (Coto) y Ken Brown.

Telefónicas y retail, en guerra por los celulares “liberados”

Con Información de El Clarín

www.entornointeligente.com

Visite tambien www.mundinews.com | www.eldiscoduro.com | www.tipsfemeninos.com | www.economia-venezuela.com | www.politica-venezuela.com | www.enlasgradas.com | www.cualquiervaina.com | www.espiasdecocina.com | www.videojuegosmania.com

Síguenos en Twitter @entornoi

pilotopiscinagordo

Entornointeligente.com




Instagram

Username or hashtag @entornointeligente is incorrect.