Ruido y mascotas generan problemas entre vecinos en Cali - EntornoInteligente

Entornointeligente.com / El País / Pedirle a su vecino que bajara el volumen de su equipo de sonido el pasado 31 de diciembre fue la”manzana de la discordia? entre Nancy Calderón, una mujer de 63 años de edad, y un odontólogo residente del apartamento contiguo.

El reclamo terminó en agresión física de parte del profesional de la salud contra la mujer, quien según el dictamen de Medicina Legal, tiene una incapacidad por lesiones físicas por 30 días. La afectada denunció a su vecino agresor por lesiones personales.

Y es que solamente en la Fiscalía, por este delito, el año pasado recibió 2049 denuncias (aunque no todas son problemas de convivencia entre vecinos).

Y la Policía, entre el 25 de diciembre del 2014 y el 1 de enero del 2015 atendió 3345 riñas, muchas de ellas, entre vecinos que terminaron discutiendo, en muchos casos, bajo los efectos del licor.

De hecho, la última encuesta de percepción sobre la ciudad que realiza el programa Cali Cómo Vamos (del 2013), indicó que los caleños son intolerantes con los vecinos con asuntos como el ruido, las basuras, la mala tenencia de las mascotas y la poca solidaridad entre los residentes de una misma cuadra, barrio o unidad residencial. Esa calificación rajó a los caleños, que sacaron 2,9 (sobre 5).

Jueces de paz, como Carmen Elisa de la Cruz, de la Comuna 17, explican que de 60 casos que atienden bajo la figura de la Justicia de Paz, 10 son por problemas entre vecinos, generalmente ocasionados por el ruido de los equipos de sonido, el ruido que generan las mascotas y la mala tenencia de los animales domésticos.

Celestino Bermúdez, juez de paz de la Comuna 19, dijo que muchos de los problemas entre vecinos terminan en riñas.”Por eso, siempre se recomienda ir a la Fiscalía, porque ya hay problemas de lesiones personales?, anotó.

¿Qué pasa? Expertos consultados por El País indicaron que los problemas entre vecinos reflejan en lo micro, los problemas de una sociedad intolerante.

Carmen Ximena Holguín, trabajadora social del Centro Interdisciplinario de Estudios de la Región Pacífico de la Universidad Autónoma de Occidente, explicó que la intolerancia no distingue condición social o cultural.

“Por eso es que se escuchan casos de personas profesionales o adineradas que tienen problemas con sus vecinos. Eso no es un asunto exclusivo de las clases populares, los conflictos se ven del estrato 1 al 6?, afirmó la docente.

Nelson Molina, profesor del área de sicología social del Instituto de Sicología de la Universidad del Valle, aseguró que existe poca consideración de los derechos del otro.”En tanto yo considere que solo importo yo y no reconozco a la otra persona, no importará si lo importuno con el volumen alto de mi equipo de sonido o con mi mal comportamiento?, agregó.

Dijo que entre vecinos no existe la costumbre de hablarse para tratar los problemas.”Es necesario recuperar la conversación para tratar los asuntos cotidianos?, afirmó.

La docente Holguín, dice que tener una mejora en la convivencia entre vecinos es un trabajo de todos.”No es solo responsabilidad del Estado, sino que la gente debe querer mejorar sus relaciones interpersonales”

La juez de paz Carmen Elisa de la Cruz indicó que en la Comuna 17 iniciarán un proceso de socialización de las mesas de convivencias en las unidades residenciales, con el objetivo de que los conflictos se hablen y así evitar las riñas.

Con Información de El País

Entornointeligente.com

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

.




.

Síguenos en Twitter @entornoi






Sigue a nuestro director Hernán Porras Molina













Follow Me




.