Que no arrojen basura al piso, piden los jóvenes - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

EDUCACIÓN. Los adolescentes y jóvenes plantean más educación y concientización ambiental a la población. Cuando pensamos en una mala disposición de los desechos, lo primero que se viene  la mente a muchos  son los daños al medioambiente. Sin embargo, vivir cerca de la basura, ya sea en nuestras casas o comunidades, también es dañino para la salud. El problema va más allá de los olores desagradables. Males  respiratorios, en la piel, alergias y presencia de microrganismos que podrían transmitir enfermedades, figuran entre las posibles secuelas  de no administrar adecuadamente estos residuos. Desde esa realidad, adolescentes y jóvenes esmeraldeños plantean algunas sugerencias a los esmeraldeños y a las autoridades de la localidad, para que se mantenga siempre limpia la ciudad, y así  gozar  de una  mejor calidad de vida.

Separar los desechos

Abrana Belén Loor Burbano, 13 años, considera  que aunque  la responsabilidad del tema de la basura recae sobre los gobiernos locales, “también podemos hacer mucho desde nuestros hogares: por ejemplo, separar los desechos, sacar la basura todas las semanas, limpiar u desinfectar  la zona en la que normalmente está el basurero”. La estudiante de la unidad Educativa ‘Don Bosco’, plantea que se barra los frentes de las viviendas todos los días y la basura sea recogida y depositada en los carros recolectores. Y cuando se ande por la calle y se genere algún tipo de bazofia, que si es posible se compre una funda plástica, se  la recolecte y luego se la bote en algún recipiente. Mientras que, Israel Loor Burbano, de 17 años, sugiere que se debe incentivar a los barrios a limpiar sus sectores, que limpien los parques  para que estén mejor y los niños jueguen en un ambiente agradable. Además, impulsen mingas cada mes y se invite a los Scouts para contribuyan.

No botar basura

Margarita Alexandra Quiñonez Cortez, de 14 años, recomienda a los  ciudadanos, que cuando vayan en un bus no lancen la basura a la calle, que más bien soliciten al controlador del bus, una funda para depositar los desechos. Y a los peatones, que si generan basura se la guarden en la cartera y bolsillo hasta llegue a un sitio donde  haya como colocarla. La colegiala es de la que plantea que se haga minga cada semana en los barrios para evitar la aglomeración de papeles de caramelo, galletas, botellas de plástico, vidrio y otros. Donde dice  debe haber la participación masiva de la comunidad y el  compromiso de no ensuciar su barrio. Cristopher Calberto Del Castillo, de 20 años, propone que se coloquen tachos de basuras en la mayoría de las avenidas y calles, para que las personas no tengan excusas para botar la basura a la calle. Por eso dijo que, cuando se anda en la calle y se come algo, se guarda los desechos en el bolsillo para no ensuciar la ciudad que tanto quiere.  

Vigilancia en barrios

Respecto a que los ciudadanos convierten a las áreas verdes en basurales, Cristopher Calberto Del Castillo, piensa que el Municipio debe mantener limpios esos lugares para no dar cavidad a que  sean micro basurales. Es más, reiteró, que la tarea de mantener la ciudad limpia y  aseada, no solo es responsabilidad del cabildo, por el pago de impuestos, sino de toda la comunidad. Puso  su  ejemplo, que si come un helado en la calle, tanto el papel como el palo se lo guarda en el bolsillo hasta  llegar a casa o a un cesto donde corresponde estar el desecho.

Mingas semanales

Brenda Priscila Angulo Ortiz, de 15 años, en cuanto a cómo tener más limpio nuestro entorno social, recomienda que se hagan mingas todos los fines de semana. Además, que en las unidades de transporte urbano, particulares y en todos los vehículos se coloquen tachos de basura y fundas para que ese desecho llegue donde tiene que llegar, menos a la calle, que contamina el ambiente. Crisbel Dayanara Méndez García, de 13 años, exhortó a los ciudadanos, para que no ensucien la ciudad y presente una imagen bonita a los visitantes.

Consecuencias de la contaminación por basura

La principal consecuencia de la contaminación por basura implica una degradación de la salud de los seres vivos. Hay que tener en cuenta que la basura libera sustancias tóxicas al medioambiente que se extienden tanto por el suelo, como por el agua y el aire.

Cuando estas sustancias tóxicas entran en contacto con los seres vivos (ya sean personas, animales o plantas), afectan negativamente a su salud, explicó el especialista en Medicina  Tropical, Carlos Cañizares.

ASÍ QUIERO VER A MI CIUDAD

“Que se siembre más árboles, calles limpias y se construyan espacios de recreación infantil que no existen en la ciudad de Esmeraldas.”  Abrana Belén Loor Burbano, estudiante de Educación Básica

“Quiero que Esmeraldas cuente con canchas deportivas para distracción de los jóvenes, para que no caigan en vicios y ni otros males sociales.”  Israel Loor Burbano, de 17 años, estudiante de Bachillerato.

“Ver a mi Esmeraldas con tachos y recolectores de basura en varios sectores es lo que anhelo de mi ciudad”.  Margarita Quiñonez Cortez, estudiante de Educación Básica

“Que se potencie el turismo y el cambio de actitud de los ciudadanos. Además, que haya la unidad de todas las autoridades de la ciudad”.  Cristopher Calberto Del Castillo, estudiante universitario

“Que los habitantes de las riberas tengan trabajo y dejen el vicio de la droga y robo. Así como también, que se les dote de todos los servicios básicos”  Brenda Angulo Ortiz, estudiante de Educación Básica

“Con ciudadanos concientizados  sobre la importancia de mantener  limpia la ciudad. Así como también, más infraestructura  turística  en las parroquias”.  Crisbel Méndez García, estudiante de Educación Básica

LINK ORIGINAL: La Hora

Entornointeligente.com

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation