Productores pierden la cosecha por falta de gasolina y mercado de Coche lo padece - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

El director de Hortalizas de Fedeagro, Gerson Pabón, asegura que 65 % de los productores del municipio Táchira pierden la cosecha debido a la falta de combustible. Además, expuso que quienes acuden al mercado negro deben pagar hasta 320.000 bolívares por una pimpina de 20 litros, que calculada a la tasa oficial equivale a 55,83 dólares, unos $2,79 por litro. Caracas. La escasez de combustible, agudizada en el interior del país, afecta a productores y transportistas por igual. En las montañas de La Grita, estado Táchira, los campesinos ven perder sus hortalizas sin hallar soluciones, mientras que los pocos que pueden emprender viaje hacia Caracas, para vender en el mercado Mayor de Coche, se enfrentan a largas colas para llenar el tanque de gasoil o gasolina y a la caída de las ventas. A diferencia del miércoles, cuando es día de parada, este jueves el mercado de Coche lucía abarrotado. Las calles agrietadas soportan los restos de hortalizas que quedan extraviados. Algunos van a recoger los desechos para alimentarse. Otros compran. En uno de los tramos está Mauro Granado con un fajo de billetes en mano, a su lado auyamas de tamaños astronómicos que no ha podido vender. La auyama viene de Caño de Ajíes, en el estado Sucre, están en pleno ciclo de cosecha que se extiende entre abril y junio. Granado cuenta a Crónica.Uno que no tuvo problemas en el oriente del país para surtirse de gasolina, sin embargo, habla de las “pésimas ventas”. En diciembre de 2018 los mayoristas traían 10 camiones al mercado. Este jueves en la mañana solo había 7 en Coche, la mayoría con la carga casi entera, algo que no ocurría antes, asegura Mauro. El kilo de este rubro lo vendían el 30 de mayo en 600 bolívares en efectivo y 800 por transferencia. “Lo normal es vender todo de un día para otro”, recuerda. Con el típico acento oriental, el hombre relata las dificultades que atraviesan para llegar a la capital y apunta hacia los camiones, uno de ellos completamente lleno de auyamas y con el parabrisas agrietado por el impacto de un proyectil, la marca de un robo que vivieron hace un año. Lee también:  En Venezuela medio cartón de huevos cuesta más que una gandola con 40 mil litros de gasolina El hedor y la anarquía conviven en el mercado mayorista, que es custodiado por la Guardia Nacional Bolivariana. En la entrada los funcionarios están apostados como sin nada que hacer. Una mujer que camina por el lado de los buhoneros hace una mueca aguantando la respiración para soportar el olor a excrementos. En el lugar hay de todo. Un hombre vende una camisa del Magallanes y dos bolsas de pepitos. Otros rematan cualquier clase de cachivaches. Los restos de mangos saltan por las aceras. A juicio de uno de los consumidores desde que el sitio está tomado por las autoridades “funciona peor”. Los rubros comparten espacio con las pimpinas. Un camión 350 llevaba sacos de cebollas y bidones de gasolina. Al lado está estacionado el vehículo de Orlando Mendoza con costales de yuca. Desde lo alto que resulta el asiento donde toma un descanso con su compañero de ruta, el hombre accede a la entrevista. Narra que el viaje que antes hacía en seis horas desde Barinas a Caracas, ahora le toma once horas por la falta de combustible. “Veníamos llenando poco a poco con una pimpina. Sacándole un poquito al camión para tener algo extra”, cuenta. En las colas pueden tardar hasta medio día o un día completo. “Si se terminaba el gasoil nos quedamos en la cola”, dice. El viernes regresan a Barinas y en el barril de 100 litros donde guardan el gasoil solo tienen para mitad de camino. Si la escasez de gasolina continúa temen que deban parar. “No podemos vender en otro lugar, el contacto que tenemos es aquí en Coche“. Fotos: Luis Morillo/Crónica.Uno De un solo camión come un poco de gente”, manifiesta uno de los caleteros del mercado de Coche que trabaja con Orlando Mendoza. El director de Hortalizas de Fedeagro, Gerson Pabón, asegura que 65 % de los productores del municipio Táchira pierden la cosecha, debido a la falta de gasolina, fallas en el servicio de electricidad y gas doméstico. Semanalmente el gremio recibe a entre 15 y 20 agricultores que manifiestan haber perdido las hortalizas. “No hay cómo sacarlas”, reprocha el gremialista, quien considera que una de las soluciones pasa por llevar los precios del combustible a una tarifa que sea rentable para la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa). Pabón refiere que en lo que va de año solo han podido sembrar 15 % de hortalizas, pero subraya que de esa cantidad la mayoría se está perdiendo. La Federación Nacional de Ganaderos (Fedenaga) advirtió esta semana que la escasez de combustible y las constantes interrupciones en el servicio eléctrico impiden el traslado de alimentos en 12 estados del país. Además, señaló que en total 17 entidades se ven afectadas. El presidente del gremio, Armando Chacín, expuso que la situación disminuiría la oferta en los principales centros de consumo. Fotos: Luis Morillo/Crónica.Uno Por su parte, Pabón expuso que el municipio Jáuregui del estado Táchira, estuvo 22 días sin recibir suministro de gasolina. Quienes acuden al mercado negro deben pagar hasta 320.000 bolívares por una pimpina de 20 litros, calculada a la tasa oficial del Banco Central de Venezuela (BCV) equivale a 55,83 dólares, unos $2,79 por litro, superior a los precios internacionales. Un litro de gasolina cuesta en promedio en el mundo 1,51 dólares, de acuerdo con globalpetrolprices.com. Jonathan, nombre ficticio a petición de la fuente, explica que para poder llegar a Caracas “pagan algo por ahí”. “La gente tarda hasta cinco y seis días para llenar 20 litros de gasolina”, agrega. En Mérida pudieron surtirse de gasoil, de donde salieron con destino a Coche. El agricultor señala los problemas que tienen para sacar las hortalizas del campo. “Son vehículos Toyota o 4×4 que necesitan de combustible”. Asegura que los dueños de las gasolineras dicen tajantemente “no hay”, sin embargo, explica que los bomberos los dejan llenar y a cambio les regalan dos kilos de tomates. El precio vigente del litro de gasolina de 91 octanos es de Bs. 0,00001 y de 95 Bs. 0,00006. El gasoil que pusieron en los Andes les alcanzó hasta Valencia, en el estado Carabobo, allí tuvieron que meterse en una cola para abastecerse. “Si esto sigue, no se trae más”, recalca. A eso se le suma que «está fuerte la venta» y les queda «mucha mercancía”. Hasta diciembre del año pasado traían 500 cestas de tomate, afirma que se vendían en una tarde. Esta vez solo trajeron 250 y en la mañana del 30 de mayo solo habían salido de 150. “Me voy en la tarde y es como si no vendiera nada”, dijo. Los transportistas aprovechan que en Caracas, hasta la fecha no se registran episodios como los del interior, para apertrecharse de gasoil o de nafta. Van hasta las gasolineras llenan el tanque y luego lo descargan en los bidones que almacenan para el camino. Saben que manejar hacia el interior representa volver a quedarse sin gasolina. Con información de Crónica Uno Alberto News

Entornointeligente.com

Advertisement

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation