Pavas condenado a vivir sin sede de Cruz Roja por alto costo: ¢150 millones al mes - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

La estación de Bomberos de Pavas no es primeriza en atender víctimas con impactos de bala. Carros particulares llegan constantemente a dejar heridos, para que los paramédicos de la estación los estabilicen.

Según Bomberos, lo más conveniente sería que fueran atendidos por una sede de Cruz Roja local o que fueran remitidos directamente a un centro hospitalario, pero ninguna de estas opciones están cerca como para llegar a tiempo, cuando cada minuto es vital para salvar una vida.

Antes del 2017, Pavas era atendida directamente por el comité auxiliar de la Cruz Roja de Escazú (8,1 km) y, a partir de 2018, pasó a ser atendida por el comité metropolitano, en San José (9,5 km).

Pese a tener 71.384 habitantes, extendidos en 9,34 kilómetros cuadrados, Pavas no tiene un despacho de Cruz Roja desde hace 25 años, aproximadamente, y la razón es muy simple: dinero.

Según Idalberto González, gerente general de Cruz Roja, la construcción y organización de comités o puestos de despacho requiere una importante inversión, tanto por la construcción del puesto como por su costo de operación.

“El costo mensual de operación de tener un puesto de despacho en Pavas, entendiendo que tendría que ser 24/7 y por lo menos disponer de dos ambulancias para el servicio con su tripulación de conductor y socorristas, anda en el orden de los ¢150 millones.

“Comprar un terreno y hacer la construcción puede costar entre ¢200 y ¢300 millones”, afirmó.

González señala que han venido trabajando desde hace unos 3 o 4 años en la idea. Agrega que entienden la necesidad de ampliar el servicio y el tiempo de respuesta en la comunidad de Pavas, pero que completar todos los trámites les podría llevar hasta 3 años.

“Si nosotros habláramos de buscar dónde construir una base, eso sí llevaría tiempo, no sería en el corto plazo, porque habría que conseguir el terreno, los fondos para poder construir y eso se puede llevar de dos a tres años, para poder tener una instalación, aunque siempre necesitaríamos un apoyo económico para mantener los costos operativos”, aseveró.

El gerente general de Cruz Roja explica que la solución a corto plazo sería alquilar un local que reúna las condiciones, así como tener el aporte mensual de la Municipalidad de San José. Bajo estas condiciones y con los recursos para contratar el personal, “se podría tener un puesto en 6 meses”, dice.

“Nosotros recibimos, gracias a diferentes leyes, una porción de dinero para cubrir los gastos, pero eso solamente cubre el 40% del costo operativo, el restante 60% tiene que ser cubierto por la misma comunidad, y ahí es donde entran las diferentes actividades que debe hacer Cruz Roja para obtener esos recursos”, destacó.

Atención urgente La necesidad de una Cruz Roja en Pavas vuelve a la memoria cuando la cantidad de víctimas en la zona se dispara.

El director general del Cuerpo de Bomberos, Héctor Chaves, afirmó que desde que la estación de Pavas fue inaugurada, en marzo de 1991, comenzaron a recibir personas baleadas que muchas veces quedan sin vida mientras son atendidas.

LEA TAMBIÉN Constante ingreso de baleados obliga a cambios en la estación de Bomberos de Pavas

Indicó que en promedio reciben dos casos de baleados por semana y eso les ha obligado a realizar varias modificaciones en la edificación, pues los bomberos muy a menudo reciben amenazas de muerte por parte de los familiares y amigos de las víctimas, que exigen salvarles la vida a los heridos.

Ante esto, señala que Bomberos y Cruz Roja hacen su mejor esfuerzo para realizar la intervención prehospitalaria más adecuada a las víctimas, pero que existe “un vacío” sobre cómo debería manejarse esta atención.

“A nivel del Estado costarricense, el que regula la atención prehospitalaria es el Ministerio de Salud. Hay un vacío de que no hay una instancia gubernamental que la brinde, ya sea la Caja o el mismo Ministerio, hay un vacío.

“La Cruz Roja es una ONG que ha dado un gran apoyo durante muchos años, pero no nació para atención prehospitalaria, sino para las guerras, desastres naturales y grandes calamidades”, detalló.

En el abordaje inicial del paciente, los paramédicos de Bomberos buscan una estabilización para generar el traslado al centro médico más cercano, que por lo general es el hospital San Juan de Dios. Foto: Jeffrey Zamora El director operativo de Bomberos, Luis Salas, menciona que la intervención que se puede realizar en la estación de Pavas, cuando llega una persona herida con impactos de bala, no es la más adecuada.

“El nivel de intervención que se requiere para una persona de estas no es el que se puede brindar en una estación de Bomberos, porque sino tendríamos que tener un quirófano, cirujanos, anestesiólogos y todo. Acordémonos que son pacientes en condición roja y son críticos, lo que ellos necesitan es una intervención quirúrgica, nosotros lo que hacemos es tratar de estabilizarlo en la medida que se pueda”, señaló.

El Ministerio de Salud indica que “los prestadores de servicios de atención prehospitalaria ofrecen una oferta de servicios que puede ir desde soporte básico, hasta soporte avanzado. Esto dependerá de la categorización del recurso humano y del equipo con que cuente la unidad”. Aún así, afirma que “el Ministerio de Salud no colabora con equipo para estas organizaciones”.

Bomberos en constante riesgo La violencia en Pavas, producto de las rencillas y disputas entre grupos criminales de la zona, incrementó en un 43% los homicidios entre el 2018 y el 2019. Actualmente existe un conflicto marcado por el dominio de territorios en el distrito y eso ha subido la cantidad de muertes por balaceras en la localidad.

LEA TAMBIÉN Grupo narco desata ‘guerra’ en Pavas para recuperar sus territorios y traficar

El 27 de febrero , una balacera a plena luz del día en el sector de Los Laureles dejó a un hombre sin vida y otros dos heridos. Dos días después , una mujer fue asesinada de dos balazos en Lomas del Río y otros dos hombres resultaron heridos.

Al siguiente día , dos hombres fueron asesinados en Villa Esperanza y uno resultó herido, también por un tiroteo.

Estas 9 personas fueron heridas en un lapso de 4 días y todas fueron llevadas a la estación de Bomberos de Pavas por vehículos particulares.

En un vehículo, los vecinos de estas tres zonas de Pavas pueden durar entre 9 y 12 minutos en llegar hasta la estación, aproximadamente. Los Laureles está a 4,6 km, Lomas del Río a 5,2 km y Villa Esperanza es el sector más cercano, a 3,2 km.

Sin precisar el dato, el jefe de paramédicos del Cuerpo de Bomberos, Pedro Murillo, afirma que el número de personas baleadas que llevaron a la estación de Pavas entre febrero y el inicio de marzo es preocupante, pues ya superó la estadística en el mismo periodo del 2019, cuando atendieron a 15 pacientes.

Murillo dice que los heridos podrían tener mayor ganancia si son trasladados del lugar del incidente directo hasta el centro médico más cercano, ya que la mayoría de las heridas de arma de fuego requieren atención quirúrgica y ellos no pueden brindarla en la estación.

“Desde el punto de vista clínico, un paciente herido de arma de fuego lo que necesita es sangre y nosotros no andamos sangre en las unidades de rescate, porque no es parte del perfil del paramédico utilizar este tipo de fluidos para hacer una reanimación.

“Los compañeros de acá tienen conocimientos en primeros auxilios, pero no tienen el equipo”, aseveró.

Comenta que cuando atienden una emergencia con potenciales tiradores alrededor de la estación, contactan a Fuerza Pública para proteger la escena y a sí mismos. Menciona que en ocasiones también llega la Policía Municipal de Escazú o San José cuando la situación lo amerita.

El subdirector de la Fuerza Pública de San José, Adrián Noguera, afirma que “la policía siempre llega cuando hay un herido en Bomberos.

“En el caso de identificar que hay una persona armada en ese lugar, nosotros lo intervenimos, independientemente si es familiar de la víctima u otra persona. Vamos a asegurar el arma y luego vamos a detenerlo, para ver si esa arma está bajo los permisos o licencias que da el Estado.

“Ahora, con la reforma que le hicieron a la ley de armas y explosivos, nos faculta a nosotros hacer decomisos preventivos en zonas de riesgo cuando se dan eventos de este tipo”, agregó Noguera.

Cuando se llama una ambulancia de la estación central de Bomberos en San José hasta la estación de Pavas, esta puede durar 7 minutos con la carretera despejada y 15 a 20 minutos si hay congestionamiento vial. De Pavas al hospital San Juan de Dios pueden duran de 4 a 6 minutos, según indicó el jefe de paramédicos de Bomberos.

En la foto aparece Pedro Murillo, encargado de paramédicos de la estación central de Bomberos, ubicada en San José. Foto: Jeffrey Zamora Añade que cuando las víctimas son heridas con armas de calibres bajos reciben una herida más letal y pueden llegar a sobrevivir entre 2 a 4 minutos antes de morir desangrados. “Cada gota de sangre que se pierda en una persona cuenta”, comentó.

Un problema de que dejen personas fallecidas en la entrada de la estación es que las unidades de Bomberos no pueden salir a atender las emergencias, ya que el cuerpo obstaculiza el paso.

Murillo alega que es complicado porque deben esperar hasta que las autoridades judiciales lleguen a levantar el cuerpo y eso podría significar tiempo para atender un incendio.

RECOMENDACIONES Reciba el boletín: El nerdo del fútbol Noticias de última hora, en tiempo real Registrarse Deseo recibir comunicaciones

¡Gracias! Su correo se ha registrado correctamente. Error
LINK ORIGINAL: La nacion

Entornointeligente.com

@smartreputation

Allanamiento a las oficinas de EntornoInteligente

Adscoins

Smart Reputation