Netanyahu acusa a sus rivales de querer «robar las elecciones» con leyes «engañosas» - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

Jerusalén, 7 mar (Sputnik).- El primer ministro israelí en funciones, Benjamín Netanyahu, acusó este sábado a sus rivales de la coalición de centro-derecha Azul y Blanco y al partido ultraderechista laico Israel Nuestro Hogar de intentar «robar las elecciones a través de una legislación engañosa y anti-democrática».

En un encuentro con simpatizantes en la localidad israelí de Petah Tikva, Bibi, como se conoce popularmente a Netanyahu, hizo referencia así a las dos leyes que estos partidos, con el apoyo de la Lista Conjunta –alianza de formaciones esencialmente árabes– quieren aprobar.

Una pretende evitar que un primer ministro pueda ejercer más de dos mandatos y la otra intenta impedir que un legislador imputado por cualquier delito pueda formar gobierno.

Las dos propuestas están claramente dirigidas a echar a Netanyahu de la escena política. El primer ministro está acusado de fraude, cohecho y abuso de confianza por tres casos de corrupción. Su juicio empieza el 17 de marzo.

Netanyahu dijo en tono contundente: «No me voy a ningún sitio», resistiendo a las llamadas de diversos partidos para que dimita por haber logrado el apoyo de 58 escaños de los 61 necesarios para formar gobierno en una Knéset (Parlamento israelí) de 120.

Flanqueado por diversos militantes y simpatizantes, Netanyahu explicó que no había convocado una concentración o mitin masivo sino 16 eventos pequeños en diferentes lugares del país, dado el riesgo de contagio por el coronavirus.

Bibi aseguró que su partido, el Likud, líder de la derecha israelí, consiguió «una victoria increíble» con 36 escaños y más votos que en los anteriores comicios del 9 de abril, el 17 de septiembre e incluso antes.

También recordó que el Likud podría haber logrado más votos si el partido Poder Judío no se hubiera presentado a las elecciones, dado que las encuestas pronosticaban que no conseguiría el porcentaje mínimo del 3,25 por ciento para entrar en la Knéset.

Según el primer ministro, el líder de Poder Judío, Itamar Ben Gvir, le ofreció retirarse justo antes de los comicios, pero a cambio pedía que se permitiera rezar a los judíos en la Explanada de las Mezquitas, algo que hubiera causado una tormenta en el mundo musulmán.

Señaló que «hay un límite, hay cosas que no haré para ganar unas elecciones».

«Nuestros rivales aparentemente no tienen límites. Antes de las elecciones, (el líder de Azul y Blanco), Benny Gantz, dijo que si un partido tenía un escaño más (que el otro) formaría gobierno. Nosotros tenemos tres más que ellos», subrayó Netanyahu.

El Likud logró 36 escaños, pero cuenta con el apoyo de los 9 y los 7 de los partidos ultraortodoxos Shas y Judaísmo Unido de la Torá, y con los 6 de los nacional-religiosos de la formación Derecha, lo que le da un total de 58. (Sputnik)

LINK ORIGINAL: El Pais

Entornointeligente.com

@smartreputation

Allanamiento a las oficinas de EntornoInteligente

Adscoins

Smart Reputation