Luis Fondebrider: «Hallar a desaparecidos es tarea del Estado» - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

El Estado tiene la obligación de identificar los restos de las personas desaparecidas en su territorio y así restituir la identidad de víctimas de violaciones de derechos humanos, afirmó en una entrevista exclusiva con Sputnik el fundador y presidente del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), Luis Fondebrider.

«Este trabajo lo deberían hacer los estados, es tarea de ellos dar una respuesta a los familiares en cada uno de los países», afirmó el antropólogo en diálogo con esta agencia.

La ausencia o la incapacidad de los estados para participar en los procesos colectivos de memoria que buscan algunas sociedades ha llevado a que con el tiempo el EAAF, cuyo trabajo se ha extendido a lo largo de más de 60 países en cinco continentes, se convierta en una de las instituciones científicas más emblemáticas en causas de derechos humanos.

«Ahí es donde nos insertamos nosotros dando la respuesta al familiar o a otros organismos que no creen en el Estado o que les han mentido, y a través de nuestro trabajo brindamos una investigación que es autónoma, independiente y creíble», puntualizó Fondebrider.

En total 65 personas integran esta institución que tiene oficinas en la ciudad argentina de Córdoba (centro), en México y Nueva York, además de Buenos Aires.

«Nuestro aporte desde la ciencia es contribuir en un proceso colectivo donde los ejes de memoria, verdad, reparación y justicia son claves», afirmó el presidente del EAAF.

Huellas en la historia

El Equipo de Antropología recuperó unos 1.400 cuerpos de personas que desaparecieron desde 1974 y a lo largo de la subsiguiente dictadura argentina (1976-1983), e identificó los restos de más de 800 detenidos-desaparecidos por el terrorismo de Estado.

El EAAF, a través del Proyecto Frontera, también identificó los cuerpos de 200 migrantes que desaparecieron luego de dejar sus países en Centroamérica y cruzar México con la intención de llegar a EEUU.

En los últimos meses también estableció la identidad de 112 soldados argentinos caídos en la Guerra de Malvinas y enterrados como NN (NO Name) en el archipiélago austral.

La institución argentina, junto con científicos cubanos, también intervino en la búsqueda e identificación de los restos del Che Guevara y de varios miembros de su grupo en Bolivia.

«Trabajamos en República Centroafricana capacitando a una corte especial; en Iraq asesoramos a un equipo especial de Naciones Unidas por los crímenes de ISIS (siglas en inglés del grupo terrorista Daesh proscrito en Rusia y otros países); estamos en Sudáfrica donde tenemos una escuela de formación a seis años, y en Colombia asesoramos a una unidad de búsqueda con casos», enumeró Fondebrider.

Proyección

El trabajo que realiza el EAAF resuena en cada país de manera distinta, de acuerdo al «contexto histórico y político de cara a la sociedad», comentó.

«Sin duda, en Argentina el impacto ha sido grande por lo que ha sido la dictadura y el grado de movilización de la sociedad, pero los trabajos se inscriben en la tarea de muchas organizaciones y la sociedad civil, con un Estado que hace posible que nosotros desde la ciencia demos una respuesta objetiva y concreta sobre dónde están los desaparecidos, y tratar de reconstruir cada una de esas historias en las que trabajamos», reflexionó.

La creación del EAAF «fue una decisión no planificada que tenía que ver con la coyuntura del momento, pues los familiares no confiaban en los organismos oficiales y había una necesidad de crear una alternativa independiente», rememoró Fondebrider.

La llegada en 1984 al país del antropólogo forense estadounidense Clyde Snow «hizo que comenzásemos a trabajar y a formarnos hasta que poco apoco fuimos creciendo de forma independiente y formando esta asociación», añadió.

La deuda española

El EAAF se financia mediante el aporte de diversas fundaciones estadounidenses y europeas, además de contar con un financiamiento del Estado argentino desde 2005.

De acuerdo a los proyectos, hay otra docena de fuentes de financiamiento «que hace que este trabajo sea gratuito para los familiares», explicó Fondebrider.

«Hay casos puntuales que financia el Gobierno francés, el español, el suizo o el noruego para proyectos específicos», dijo el presidente del equipo científico.

Madrid colabora con proyectos en Argentina a través de su Agencia de Cooperación, pero el fundador del EAAF calificó de «vergüenza» que en España, el segundo país con mayor número de desaparecidos después de Camboya, tenga todavía 114.226 cuerpos abandonados en fosas comunes por todo su territorio como resultado de la Guerra Civil Española (1936-1939).

«Éste es uno de los ejemplos en donde casi todo el trabajo ha quedado en manos de la sociedad civil», señaló al mencionar como ejemplo la Asociación por la Recuperación de la Memoria Histórica.

Tal como la Organización de las Naciones Unidas ha reclamado a España, «es una deuda pendiente que ningún Gobierno haya podido hacerse cargo de los desaparecidos, así que ojalá eso cambie, porque todo lo que se ha hecho en España se debe a las víctimas y a la gente que colabora con ellos», sostuvo.

Tampoco en Camboya hubo casi exhumaciones, si bien las Cámaras Extraordinarias en la Corte de Camboya juzgaron últimamente a algunos responsables del genocidio cometido por los Jemeres Rojos entre 1975 y 1979.

«Nosotros vamos a trabajar a los lugares cuando nos llaman, cada sociedad sigue un camino determinado», concluyó Fondebrider.

El EAAF ha investigado hasta el momento, a través de las ciencias forenses, más de 9.000 casos de personas desaparecidas en todo el mundo.

LINK ORIGINAL: La Republica

Entornointeligente.com

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation

167010