¿Lo sabías? Un buena tanda de sexo te hace más productivo en el trabajo - EntornoInteligente

Entornointeligente.com / Fotos referenciales Una vida sexual sana y feliz hace a las personas más productivas en su ámbito laboral, según concluyó un estudio publicado por el portal del diario español El País. Según el reportaje, es un hecho que la sexualidad está presente en todas las áreas de nuestra vida, expresada, o no, de muy diversas maneras. Y el trabajo no podía ser una excepción, menos aún cuando suele ocupar la mayor parte de nuestro día.

La nota periodística se basó en un trabajo científico elaborado por los expertos Keith Leavitt, Christopher Barnes y Trevor Watkins, de la Universidad de Washington y David Wagner de la Universidad de Oregón, quienes publicaron los resultados de un interesante estudio realizado en 2017 que descubría este hecho en la revista Journal of Management.

Según el estudio, conocido como From the Bedroom to the Office (De le cama a la oficina), y con una muestra de 159 empleados casados, procedentes de diversos sectores profesionales de la costa este estadounidense, se obtuvieron datos concluyentes: tener sexo mejora el rendimiento laboral.

Los autores propusieron un modelo novedoso que demuestra los efectos de la conducta sexual en el hogar en la satisfacción laboral al día siguiente, afirmando que “el comportamiento sexual satisfactorio en el hogar aumentó, tanto la satisfacción laboral diaria como el compromiso laboral, en función del afecto positivo” , integrando así las investigaciones sobre el sexo y el estado de ánimo con la teoría sobre el enriquecimiento de la vida laboral.

El reporte asegura que normalmente, cuando vivimos un estado de felicidad sexual, y la sexualidad, no sólo la genital es placentera y acorde con lo que deseamos, facilita que todo en nuestra vida funcione mejor, incluida nuestra área laboral.

Nuestra sexualidad supone un campo de investigación constante. Con ella construimos nuestros apegos, creencias, autoestima y miedos, al rechazo, a no ser el mejor o saber gestionar las emociones y e incluso el éxito, además de muchas otras cuestiones. Todas estas experiencias vitales se fraguan en nuestras relaciones personales, amorosas y sexuales, siendo todas ellas muy necesarias para ser felices y sentirnos satisfechos en el trabajo.

Asimismo, la felicidad sexual y laboral se retroalimentan pues, “el miedo al fracaso y la falta de comunicación son los tópicos de la cultura latina a la que pertenecemos, unido al desempleo o la precariedad laboral, provocan infelicidad laboral que puede afectarnos directamente a nuestras relaciones personales y por ende a nuestra sexualidad.”

Por supuesto, tanto la felicidad sexual, como cualquier otras forma de felicidad, aumenta las defensas y el sistema inmunológico se refuerza, por lo que disminuyen las bajas laborales. Besar, acariciar y el placer, incluido el orgasmo, nos ayudan a liberar oxitocina, hormona del cariño y la relajación, antagónica al cortisol, responsable del estrés, por lo que ayuda a su disminución.

Estos hechos se traducirían a un menor riesgo cardiovascular, disminución de la probabilidad de contagios víricos, como la gripe el resfriado común, y nos protege frente a muchas otras enfermedades, entre otras las mentales, facilitando la recuperación. De esta manera, el absentismo laboral o bajas, disminuyen, repercutiendo directamente en la productividad y satisfacción del equipo.

Otros beneficios de la felicidad sexual en el trabajo El estado de ánimo es determinante para poder trabajar aprovechando todo nuestro potencial. Sin embargo, cuando se afronta una ruptura, nos dejan o nos engañan, o tenemos problemas sexuales como falta de deseo, orgasmos o de erección, nos suele frustrar y afectar emocionalmente, lo que se suele trasladar también al desempeño laboral. Cuando una persona se encuentra satisfecha sexualmente y obtiene placer a través de las relaciones sexuales, está en calma, en equilibrio, y además de la oxitocina, libera endorfinas, la hormona de la felicidad, y dopamina, motivadora, siendo una cuestión bioquímica.

Pero atención, la dopamina es un neurotransmisor asociado con el sistema de recompensas del cerebro, lo cual es muy positivo para progresar en el trabajo, sin embargo, un exceso de esta podría generar obsesión, algo que está relacionado tanto con la adicción al trabajo, generando workaholics, como al sexo, y a amores u odios insanos. Esto ofrecería malestar tanto fuera como dentro de nuestro equipo de trabajo.

Tener una vida sexual satisfactoria y equilibrada, nos ayuda a ser más optimistas y a disminuir discusiones a nivel laboral y de pareja. Y eso, sin duda, siempre es de agradecer en ambos ámbitos. Como decía Henry David Thoreau: “no contrates a un hombre que hace el trabajo por dinero, sino el que lo hace por amor”.

Así pues, hagamos el amor y vayamos felices a trabajar.

Le puede interesar:

Desarrollaron un condón que puede lubricarse por sí mismo https://t.co/kGyuThl2ol pic.twitter.com/7nFPVOPDrR

— CaraotaDigital (@CaraotaDigital) 18 de octubre de 2018

Recibe nuestro  Germinador de Noticias  en tu celular a través de Telegram  ¡Únete a nuestro  canal aquí !  Además, no pierdas detalle del acontecer noticioso siguiéndonos en  Twitter ,  Instagram  y  Facebook

Etiquetas CARAOTA DIGITAL Picantes Sexo Trabajo
LINK ORIGINAL: Caraota Digital

Entornointeligente.com

Advertisement

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation