La plataforma extrañará los saltos de Orlando Duque - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

Por Oswaldo Bustamante Escobar

Mientras en lo más alto de la torre de lanzamientos, situada a 27 metros de altura, Orlando Duque se preparaba para hacer uno de los últimos saltos de su carrera profesional, abajo, en la tribuna metálica acondicionada para la ocasión, donde cerca de tres mil personas presenciaron, en Bilbao, España, la parada de la Serie Mundial Red Bull de clavados, se fueron levantando, de a poco y una a una, cartulinas con las letras del nombre del colombiano.

Un sentimiento de agradecimiento invadió, en ese instante, el escenario. Entonces se escucharon aplausos, gritos y pitos. Era la despedida de un grande, el más ganador de este campeonato (11 títulos desde que empezó su incursión en este torneo en el año 2000).

“Me siento feliz”, volvió a reconocer Duque, el caleño de 45 años, quien valoró no solo su actuación por casi dos décadas sino algo que lo emocionó al borde del llanto: el público. “En todos los lugares a donde fui, donde me presenté, gané o perdí, siempre la gente me trató de gran forma”, contó en diálogo con EL COLOMBIANO.

El viernes fueron las clasificaciones y el sábado la competencia final oficial. En la tribuna, su esposa Catalina Echeverry se debatía entre la felicidad y nostalgia, sentimientos que se entrelazan en momentos como el de la despedida.

Lea más aquí: Salto final de Duque

En cualquier lugar, Orlando fue una leyenda, la figura más icónica de este deporte. En su décima temporada en la Serie Mundial Red Bull pudo comprobar el fervor de la gente que reconoció su esfuerzo por mostrar saltos increíbles, incluso estando lesionado, tal como aconteció en los últimos cinco años, pues no pudo superar un problema de tobillo de su pie izquierdo.

“El deporte me eligió. Yo hacía otras cosas, pero no me gustaban. Cuando acabé saltando, me dije: ¡Lo encontré!”. Hoy, aún con el gusto por esta especialidad de riesgo y tras saltar miles de veces desde las gigantescas plataformas, se despidió.

Aparte de sus once primeros puestos, Orlando mantiene el récord de mayor cantidad de segundos lugares en la historia de la Serie (15).

En Bilbao, donde ayer puso fin a su carrera, ubicándose 14° (puesto que para él era lo menos importante, con 153,6 puntos), en la competencia ganada por el británico Gary Hunt (395 unidades), su más enconado rival en el último lustro, quien superó al mexicano Jonathan Paredes (2°, 390) y al también inglés Aidan Helsop (3°).

“Me retiro contento, dejo la competencia, ahora me dedicaré a luchar por el engrandecimiento de este querido deporte, no me iré del todo, desde el Comité Técnico de la Federación Internacional de Natación (Fina) trataré de proyectarlo para que llegue al programa de Juegos Olímpicos”.

El campeón del mundo Fina en 2013, en Barcelona, y quien termina la Serie Mundial 2019 ubicado 17° con 47 puntos, finalizó nostálgico escuchando como de la tribuna metálica se entonaba su nombre y se iban esfumando esos aplausos que en el último año le acompañaron en cuatro de las siete paradas del Red Bull: Filipinas (puesto 10°), Irlanda (13°), Italia (13°) y ayer, en su adiós en Bilbao (14°) n

LINK ORIGINAL: El Colombiano

Entornointeligente.com

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation

158538