La bailaora Siudy Garrido y Caracas a sus pies – Diario 2001

Entornointeligente.com /

La bailaora Siudy Garrido lleva a su ciudad natal en el alma y las venas. Este viernes 20 de mayo abarrotó la Sala Ríos Reyna del Teatro Teresa Carreño junto con integrantes de su compañía y un invitado especial: el bailaor y actor español Antonio Canales, su mentor y gran amigo.

Tenía 10 años sin bailar en este recinto y regresó con «La Gala Flamenca», de la mano de reputados músicos y cantantes del género español, ese que es un cúmulo de vivencias: amores y penas en una misma melodía, como sentimientos indivisibles.

Siudy Garrido y Caracas como su fiel admiradora La función inició a las 7:55 pm. La esbelta mujer salió a escena con un traje rosado metalizado. No había transcurrido mucho tiempo de su adagio cuando se escucharon las primeras expresiones del público. «Bella, Siudy», «Olé, guapa», le gritaban desde las diferentes zonas.

Ella seguía con su zapateo, entrega y complicidad entre músicos y bailarina. Sonreía cuando era necesario, pero si el acorde del tema era dramático, así también lo expresaba.

Es una coreógrafa que usa todas las partes del cuerpo, porque así es el flamenco: se vive y se siente, como en las películas de Carlos Saura.

En el primer acto salió con abanico. Luego fue el turno de las integrantes de su ballet, quienes aparecieron con jumpsuit negros de flecos e interpretaron sus pasos con sillas.

Garrido reapareció con traje negro y una manta. Bailó por 17 minutos y después hizo acto de presencia su profesor.

Antonio Canales y el «Corazón partío» El sevillano Antonio Canales es el bailaor más importante de España. En más de 30 años de trayectoria ha colaborado con gran cantidad de artistas, pero fue su aparición en el vídeo «Corazón partío», de Alejandro Sanz, que lo convirtió en una leyenda.

Foto: Cortesía Teatro Teresa Carreño Y así, imponente y supremo, le demostró a los asistentes cómo obtuvo su fama. Apenas entró, recibió aplausos. El público quería verlo, disfrutarlo y él complació, al punto de terminar y recibir una gran ovación de pie. Canales sonrió y agradeció. Se le veía feliz.

El segundo acto comenzó con una impactante interpretación por parte de los músicos Manuel Gago, Ismael Fernández, David «El Galli», José Luis de La Paz, Juan Parrilla y Adolfo Herrera. Después entraron las bailaoras, con bastón en mano.

Posteriormente, Garrido volvió con un traje de dos piezas rojo. El clímax de la noche llegó al bailar con Canales. Ambos dejaron constancia del compañerismo y respeto que tienen por el arte que los unió hace más de dos décadas.

Conmovida hasta las lágrimas La caraqueña se cambió nuevamente y optó por una braga negra con chaqueta de torero, con la cual taconeó como si no hubiese mañana.

Entre el aplauso del público, que más de una vez se levantó, y las expresiones de afecto, se dejó llevar. Besó el piso del escenario y lloró por estar en la sala donde se presentó por primera cuando tenía 9 años de edad y era alumna de la escuela de su madre, Siudy Quintero, una de las más reconocidas maestras del flamenco en Venezuela.

Foto: Cortesía Teatro Teresa Carreño Durante dos horas, Garrido y sus bailarinas: Anali Alcántara, Daniela Rossi, Claudia González, Anabella Amanau e Isabella Callicio demostraron porqué la compañía goza de reconocimiento en Estados Unidos y Europa.

A esto se suma el derroche de misterio y pasión del egregio Antonio Canales, quien a sus 61 años de edad evidenció que el baile une a varias generaciones en un mismo escenario…incluso a maestro y alumna.

También puede leer:  Carlos Santana protagonizará documental sobre su carrera con temas inéditos

Para mantenerte informado y estar al tanto de todo lo que ocurre en el mundo y en el país, haz clic en el siguiente enlace. Sigue nuestro canal en Telegram  https://t.me/Diario2001Online

LINK ORIGINAL: 2001

Entornointeligente.com