Jefe de brigada médica de Cuba en Italia pondera valor de prevención (video) - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

Precisó que cuando la enfermedad evoluciona de forma tan rápida y ataca, además, a un gran grupo poblacional, sobre todo a personas con enfermedades crónicas asociadas, conlleva a que el período de ventilación y soporte extracorpóreo sea más prolongado y por ende exista más tiempo de ocupación de estos equipos

Roma, 4 abr (Prensa Latina) El jefe de la brigada médica internacionalista cubana en Italia, Carlos Pérez, destacó hoy la importancia del pesquisaje oportuno y el respeto a las medidas de prevención para frenar la Covid-19.

El experto cubano, con experiencias anteriores en misiones tan complejas como el enfrentamiento a desastres naturales en Chile, está al frente de la brigada de 52 médicos y paramédicos de la isla caribeña -31 de los cuales combatieron al Ébola en África-, que de modo solidario viajaron a este país.

Todos ayudan a enfrentar la pandemia en un hospital de campaña en Crema, provincia de Cremona, región de Lombardía, donde se concentra el mayor número de enfermos y fallecidos. En medio del ajetreo y tensiones de trabajo el especialista en Medicina Interna y director del hospital Joaquín Albarrán, de La Habana, accedió a responder preguntas de la Agencia Prensa Latina, sobre la ventilación pulmonar en el tratamiento a pacientes graves, las alterativas antes de llegar a ese estado y cuánto más puede hacer cada individuo, e incluso los médicos, para detener el contagio.

Pérez argumentó cómo científicamente está demostrado que en la etapa más avanzada de la enfermedad la afectación pulmonar intersticial es evidente y el distrés respiratorio aparece de forma muy brusca, con una evolución muy veloz hacia la falla multiorgánica, incluso en ocasiones sin transitar por el shock séptico descrito en otras entidades gnoseológicas.

En este momento -aseveró- es imprescindible el ventilador pulmonar para salvar una vida, como soporte de ventilación extracorpórea que, junto a otras medidas, mantienen al enfermo y de hecho da tiempo al organismo a reacciones y organizar una respuesta al ataque de los gérmenes externos, en este caso el SARS-CoV-2.

Aclaró que esos equipos son escasos actualmente, o por lo menos no existen en las cantidades suficientes para atender al elevado número de personas enfermas y gravemente enfermas, por lo cual rebasa las capacidades de cualquier hospital o institución de salud.

Precisó que cuando la enfermedad evoluciona de forma tan rápida y ataca, además, a un gran grupo poblacional, sobre todo a personas con enfermedades crónicas asociadas, conlleva a que el período de ventilación y soporte extracorpóreo sea más prolongado y por ende exista más tiempo de ocupación de estos equipos.

Razones por las que -alertó- ‘se debe trabajar más intensamente en la prevención de la enfermedad con medidas de promoción de salud que permitan evitar el contagio y, en caso de que esto no sea posible, al menos dar una atención médica oportuna antes de que la enfermedad evolucione hacia la gravedad’.

Se refirió en tal sentido a la importancia de ‘en las primeras etapas de la enfermedad poder dar una asistencia médica ventilatoria no invasiva y con medidas de oxigenoterapias’.

El galeno insistió sobre todo en la necesidad de reforzar las medidas higiénico sanitarias, el aislamiento poblacional, el uso de mascarillas faciales, incluso de todas las recomendaciones al estornudar o toser, ‘hacerlo de tal forma que impida esas microgotas se esparzan por el aire, se suspendan y luego puedan contagiar a otras personas’.

También se refirió como importante al uso de soluciones desinfectantes, como cloro en su forma de hipoclorito y soluciones alcohólicas para el lavado de manos y superficies, ‘porque el virus permanece durante muchas horas en las superficies’.

Además, señaló, como importante el control y compensación oportuna de las enfermedades crónicas de base como la diabetes mellitus, la hipertensión arterial y otras que hacen más vulnerable a los individuos.

La utilización, acotó, de terapias con oxígeno para mejorar la saturación de ese elemento en sangre es una medida que debe hacerse de forma oportuna para evitar necesitar el respirador pulmonar.

Resultado que, a juicio del experto cubano, ‘se puede lograr si se acude a los servicios médicos de manera oportuna, o los servicios médicos van, también oportunamente, a las casas a atender a los pacientes’.

Debemos concentrarnos, aseveró, en resolver un problema que necesita de la toma de conciencia, del empoderamiento poblacional y de medidas oportunas basadas en la percepción del riesgo y la participación de todos en la lucha contra la enfermedad.

Ello precisa -aseveró- de una ‘real disciplina individual y social’ además del aporte de los servicios médicos para impedir las personas empeoren su estado de salud y dependan después de una terapia intensiva o de un ventilador pulmonar que es lo más difícil de encontrar en estos momentos.

Entornointeligente.com

@smartreputation

Allanamiento a las oficinas de EntornoInteligente

Adscoins

Smart Reputation