Fiscalía pide 30 años de cárcel para asesinos del profesor de inglés Edward Vaz - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

La fiscal de Maldonado, Silvia Naupp, presentó la solicitud de acusación contra los imputados por el crimen del profesor de inglés Edward Vaz, quien fuera asesinado el 9 de julio de 2018 en la puerta de su casa de la ciudad de Maldonado. Según informó Subrayado y confirmó El Observador , la fiscal pidió la pena de 30 años para Lulukhy Moraes, la expareja de Vaz, el novio de ella, Mauro Machado, su socia y amiga, Leticia Gianchino, el hombre que trasladó desde Montevideo hacia Maldonado a los sicarios que ejecutaron el crimen, Matías Guarteche, y a uno de esos asesinos a sueldo.

La fiscal solicitó que a todos ellos se los condene por homicidio agravado por la premeditación y especialmente agravado por haber recibido o abonado dinero para su ejecución. Por otra parte, para el hombre que llevó a los sicarios a la puerta de la casa de Vaz, Franco Silvera, la fiscal solicitó la pena de 10 años de penitenciaría. 

Naupp no solicitó condena para uno de los sicarios contratados para el crimen, puesto que a diferencia del otro, este negó su participación en el homicidio. Se trata del hombre que disparó contra el profesor. 

Ahora, la defensa de los imputados, así como de la familia de la victima, tienen 30 días para responder a la acusación y aportar más prueba si así lo desean. El paso siguiente es el juicio oral en el que un juez definirá si hace o no lugar al pedido de la fiscal. 

Leé también

Amenazada de muerte y en huelga de hambre, acusada de haber mandado matar a su exmarido habló por primera vez El crimen El 9 de julio de 2018 Vaz estaba en su apartamento en Maldonado junto a su pareja. A eso de las diez de la noche, le tocaron timbre. Se hicieron pasar por amigos de su hija para despistarlo. Cuando bajó a abrir, dos hombres con los rostros cubiertos le dispararon en la cabeza.  Aunque no murió en ese momento, los médicos no pudieron mantenerlo con vida.

El hombre que llevó a los sicarios a la puerta de la casa del Vaz, Franco Silvera, era albañil de la mansión donde el profesor y su exmujer vivían: el chalet Gipsy Queen, en Beverly Hills. Silvera apuntó desde el primer momento a Moraes como autora intelectual. Pero después cambió la versión y dijo que quien lo habría contratado para llevar a los hombres era la nueva pareja de Moraes, Machado. Finalmente, también surgió el nombre de Giachino, ya que fue tomada por cámaras comprando los celulares descartables que utilizaron los sicarios. También surgió un último nombre: Matías Guarteche, el segundo chofer, que trasladó a los sicarios desde la parada 41 de la Mansa hasta Montevideo, ida y vuelta.

Según los investigadores, el móvil del crimen fue una disputa por dinero. Vaz, que se había divorciado de Moraes en 2016 estaba a punto de iniciarle acciones legales a la mujer por bienes cotizados en casi US$ 1,5 millones. El profesor quería lo que le correspondía como cónyuge porque, según dijo, 20 días antes de divorciarse de Moraes ella lo obligó a firmar la división de los bienes gananciales, bajo amenaza que si se oponía le quitaría a sus hijos. 

En julio de 2019 fueron detenidos los sicarios de 22 y 38 años, los cuales recibieron $ 3.000 y  $ 7.000, respectivamente. El más joven estaba viviendo en la calle en Montevideo y tenía un antecedente penal por atentar contra una propiedad. El otro –el que recibió más dinero– ya estaba preso desde agosto de 2018 –un mes después del asesinato– por un delito de hurto especialmente agravado, por lo que no fue necesario que Naupp solicitara una medida cautelar.

LINK ORIGINAL: El Observador

Entornointeligente.com

Advertisement

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation

166219