Eta no pudo aguar todo el café oriental » EntornoInteligente

Eta no pudo aguar todo el café oriental

eta_no_pudo_aguar_todo_el_cafe_oriental.jpg
Entornointeligente.com /

«Cuando esto ocurre, la cosecha no es la misma –confesó, con la experiencia acumulada en la producción de café en Buey Arriba, Osbel Hernández Cabrera–. No recordaba un periodo lluvioso tan intenso, y el nivel de humedad ha sido tan elevado que muchos granos que todavía no habían llegado a su pico de madurez han ido al piso días después»

Primero con lluvias tan intensas que parecieron latigazos sobre las ramas de los cafetos paridos, y luego lloviznas y chubascos que hasta el pasado fin de semana han estado presentes en la serranía suroriental del país, al parecer la tormenta tropical Eta pretendió, infructuosamente, aguarle la campaña a los caficultores de Santiago de Cuba, Guantánamo y Granma.

Tal ensañamiento en una región que, sumada al noreste de Holguín, aporta el 90 % de la producción nacional del importante renglón, sin duda impactaría muy duro en la economía nacional, a no ser por la digna respuesta para resarcir los daños dada por miles de trabajadores, la población de los macizos cafetaleros de estas provincias, y sus autoridades del Partido y del Gobierno.

No en vano el tema estuvo entre las prioridades de la reciente visita del vicepresidente cubano, Salvador Valdés Mesa, quien precisó: «Tenemos una situación muy tensa en el café, y la producción nacional ha dado una buena respuesta a la sustitución de importaciones, de ahí que se impone estimular la cosecha para que no se pierda un solo grano en el suelo o en las matas».

El mensaje del también miembro del Buró Político del Comité Central del Partido, lleva implícita, además, la necesidad de no retroceder ni un milímetro en el programa de recuperación cafetalera emprendido hasta 2030 en la nación, y cuyo mayor monto en recursos, aplicación de la ciencia y la técnica, y el compromiso productivo, como es lógico, recae en esta región.

LOS GOLPES DE ETA

Del golpe recibido hablan por sí solas las cifras, con más de 48 500 latas de café goteado y unas 117 000 del grano maduro en los campos, monto que ha demandado un extraordinario esfuerzo para evitar la fermentación y, por ende, la pérdida de las bondades del cerezo, así como lograr el control de la maduración que, con el fuerte sol, debe incrementarse en los próximos días.

«El reto dejado por Eta en la provincia mayor productora es grande  –define el jefe de Café y Apicultura en Santiago de Cuba, Julio Luis Rondón Borges–, pero no vamos a renunciar a las 4 269 toneladas comprometidas, de las cuales tenemos 550 procesadas y suficiente parición en los campos para cumplir, que entre más rápido madure será mejor.

«Todo el mundo –agrega– conoce en los municipios cafetaleros que, si se pierde la producción, es fuerte la afectación en los ingresos, y la respuesta ha sido contundente. A un 87 % del despulpe, los granos acopiados muestran una alta calidad exportable, y, pensando como país, no vamos a dejar perder ni uno en el suelo ni en las matas».

En el caso de Guantánamo, con similar optimismo, el delegado de la Agricultura, Diosnel San Loy, dice que no se descartan otros momentos tensos, pero existen granos suficientes en las matas y experiencia en los hombres y mujeres de municipios como Maisí, Yateras, El Salvador y Manuel Tames, que saben definir a su favor las 1 610 toneladas previstas para este año.

Por el contrario, bastante sombrío resulta el panorama para las 1 500 toneladas pactadas en Granma, pues, como argumenta el subdelegado de la Agricultura para atender el programa cafetalero en la más dañada de estas provincias, Alcides Aguilar Carrazana, «buena parte del café afectado se ha perdido, al caer en los ríos crecidos o quedar sepultado por los deslizamientos de tierra».

«Cuando esto ocurre, la cosecha no es la misma –confesó, con la experiencia acumulada en la producción de café en Buey Arriba, Osbel Hernández Cabrera–. No recordaba un periodo lluvioso tan intenso, y el nivel de humedad ha sido tan elevado que muchos granos que todavía no habían llegado a su pico de madurez han ido al piso días después».

RESPUESTA DE PUEBLO

Mujer de armas tomar, la directora general de la empresa agropecuaria del municipio de Songo–La Maya, Rita Perera Castellano, no recuerda las veces en que se ha caído y rodado loma abajo por el fango, pero en todas se ha levantado para acompañar a los hombres y mujeres que, hasta desafiando tempranas lloviznas, parten a salvar el cerezo.

«De las 530 toneladas que debemos entregar –refiere–, hemos procesado 102, y no podemos permitir pérdidas en las más de 5 000 latas goteadas y las miles maduras en nuestras 84 bases productivas atendidas por cerca de

4 000 trabajadores habituales, quienes, en la dura tarea, han sido acompañados por movilizados que, ante afectaciones en caminos, a veces han recorrido más de cinco kilómetros a pie.

«Hemos tenido jornadas –dice–, de 4 500 latas, pagadas cada una a sus recogedores a 50 pesos, y aunque los caminos meten miedo allá por Matahambre, Las Calabazas, El Saíto, La Meca y San Benito del Crucero, se está sacando el café en tractores con cadenas en las ruedas, o sobre los hombros en los puntos más difíciles, y puede decirse que la situación está siendo controlada».

Con un plan ascendente a 1 320 toneladas para el consumo nacional y la exportación, Tercer Frente sigue reinando entre los municipios cafetaleros cubanos. Eta dejó a su gente 13 000 latas regadas por la serranía y unas 20 000 maduras en las matas que, al decir del director general de su empresa agropecuaria, Ángel Mendoza Fernández, «van todas para el saco».

«La lata del café goteado –explica–, se ha pagado a 75 pesos, y el maduro de la variedad Arábigo a 50, porque la recogida es compleja en sitios donde, por la escasez de herraduras y clavos, no entran los mulos, y estamos guapeando con bueyes y burros, pero vamos a vencer con nuestra valiosa gente que canta en los cafetales y se echa «mentiras piadosas» para animar las duras jornadas».

Otro que no sabe cómo acomodar los «huesos» es, en Segundo Frente, el director general de la empresa Sierra Cristal, Gabriel Sánchez Moragas, quien afirma que Eta no va a aguar la fiesta por las 820 toneladas que aportarán al país, aun en medio del difícil acceso a lugares con mucho café, como Lagunilla, Los Jobos, El Manzano y Boca de Caoba.

«Entre el goteado y maduro –plantea–, unas 15 000 latas de café han puesto en tensión la fuerza. Se está pagando bien, pero por encima de todo, predomina la entrega de los pobladores que, en estas montañas, están acostumbrados a asumir retos y vencer, aun cuando la persistencia de lloviznas complique más las labores».

 En opinión del especialista de la Agricultura guantanamera, Armando Fong Berguerich, sin la respuesta de las fuerzas internas, mayores habrían sido las pérdidas en Maisí, Yateras y El Salvador, municipios en los cuales «vi a los recogedores batirse bajo los aguaceros, sin conocer aún la estimulación monetaria que recibirían por salvar la producción en peligro real».

«A esos que recogieron bajo la lluvia –destaca–, se les pagó 50 pesos por lata. Fue una inteligente y justa decisión por parte de los productores en esa circunstancia, y también debe reconocerse la reacción de fuerzas de diferentes organismos que no demoraron en sumarse al apoyo a la emergencia».

Coincidente con ese espíritu, el presidente de la cpa Los Horneros, en Guisa, apunta que «sin tiempo para lamentos en su comunidad y todos los municipios cafetaleros granmenses, se viven intensas jornadas que permiten desandar en camiones, mulos, burros y hasta a pie, los lomeríos donde podemos atajar la maduración, que rebasa las 45 000 latas de café».

Conocedor de ello, Aguilar Carrazana precisa que «el evento nos obliga a cosechar cada día el 15 % de esa maduración, es decir, cerca de 7 000 latas, a razón de dos por recolector, y para lograrlo, tienen lugar movilizaciones masivas, se estimula la cosecha mediante pagos superiores a lo tradicional, y se garantiza la disponibilidad de envases y la transportación».

SEGUIMIENTO A CADA GRANO

En su oportuna percepción sobre los escollos que podría afrontar la imperiosa batalla, el vicepresidente cubano, Salvador Valdés Mesa, añadió que «en todo el proceso de acopio y beneficio del grano, debe preverse la solución de cualquier problema presentado, no solo en la recolección, sino a lo largo de toda su ruta crítica».

Razón no ha faltado, pues ante las limitaciones impuestas a la adquisición de combustible por el bloqueo, el valor económico y social de las tan afectadas rutas serranas amerita la conocida acción de camineros en su mantenimiento, a la vez que, por el tradicional apoyo a la cosecha, no puede descuidarse el herraje de los mulos, para lo que se precisa el apoyo de la industria nacional.

En el caso de las despulpadoras, aun cuando algunas han sido favorecidas mediante proyectos de colaboración internacional, en medio de la urgencia generada por Eta se han afrontado situaciones tensas con el despulpe en los municipios de Pilón, Campechuela y Media Luna, donde el estado técnico de esas industrias de beneficio es deficiente.

Todos los territorios, en mayor o menor escala, han perdido café, y en esa voluntad de cumplir los compromisos no puede faltar el reforzamiento a la protección, para evitar que, «a río revuelto», individuos inescrupulosos que siempre han asediado el demandado producto, generen con su desvío una herida más a nuestra economía.

En síntesis, la respuesta al golpe de Eta permite elevar aún más la confianza en los hombres y mujeres que llevan adelante el programa de recuperación cafetalera, dirigido a alcanzar, en 2030, las 30 000 toneladas del grano, una cantidad que debe sustituir el alto volumen importado para el consumo interno, y para la exportación.

Entornointeligente.com

URGENTE: Conoce aquí los Juguetes más vendidos de Amazon www.smart-reputation.com >
Smart Reputation
Repara tu reputación en Twitter con Smart Reputation
Repara tu reputación en Twitter con Smart Reputation

Adscoins

Smart Reputation

Smart Reputation