EntornoInteligente | Torino Economics | Luego de alcanzar un acuerdo de deuda exitoso en 2020, la economía ecuatoriana enfrenta un panorama de incertidumbre para 2021 » EntornoInteligente

EntornoInteligente | Torino Economics | Luego de alcanzar un acuerdo de deuda exitoso en 2020, la economía ecuatoriana enfrenta un panorama de incertidumbre para 2021

entornointeligente_torino_economics_luego_de_alcanzar_un_acuerdo_de_deuda_exitoso_en_2020_2C_la_economia_ecuatoriana_enfrenta_un_panorama_de_incertidumbre_para_2021.jpg
Entornointeligente.com /

Los posibles recursos se canalizarían a manera de créditos a través del sistema financiero ecuatoriano y de la banca pública, según declaraciones del ministro Pozo

El impacto de la pandemia ocasionada por la Covid-19 sobre la económica ecuatoriana, se añadió a los múltiples desafíos que ya enfrentaba el país sudamericano: turbulencia política ante las medidas de ajuste inicialmente implementadas desde octubre de 2019 por la administración de Lenín Moreno, así como el incremento de las necesidades de financiamiento ante la considerable reducción de los ingresos generados por las exportaciones petroleras.

Sin embargo, Torino Economics, la unidad de investigación de la consultora financiera internacional Torino Capital, considera que Ecuador alcanzó un acuerdo existoso en agosto de 2020 para restructurar una deuda por USD 17.400 millones, luego de lograr la aprobación de un programa de financiamiento con el Fondo Monetario Internacional (FMI) por USD 6.500 millones.

No obstante, las próximas elecciones presidenciales que tendrán lugar en febrero de 2021, en medio de un fragmentado panorama político que han generado un importante de incertidumbre en torno a temas tales como la continuidad del programa de financiamiento con el FMI, lo que podría complicar la sostenibilidad de la deuda de Ecuador.

Deuda Publica bajó en el 2020 El ministro de Finanzas, Mauricio Pozo, afirmó que el déficit al cierre de 2020 llegará a USD 7.700 millones, 11,5% inferior que la proyección inicial de USD 8.700 millones. Dicho recorte de déficit se ha logrado por medio de “importantes” ajustes que ha hecho el gobierno.

“La reducción del déficit se logra con austeridad. Eso vamos a mantenerlo y a profundizar el próximo año”, indicó Pozo. Además explicó que los recursos de China “dejaron de ser tan importantes”, ya que se demostró un control más riguroso y orden en el manejo del presupuesto.

Para que Ecuador sea menos dependiente de la deuda, el Gobierno debe continuar haciendo ajustes fiscales que permitan optimizar el manejo del presupuesto. De manera específica, de no concretarse la operación crediticia con China este año, se estaría dejando de depender financieramente de los asiáticos.

La deuda bilateral con China a octubre de 2020 ascendía a USD 5.287 millones o el 12,48% de la deuda externa ecuatoriana. Pero, comparado con el resto de los países acreedores, China representa el 71,67%, según el último Boletín de Deuda del MEF, señala Torino Economics en su último reporte sobre la economía ecuatoriana.

Sin embargo, para el próximo año se espera que habrá menos desembolsos por parte de multilaterales, por lo que China seguirá siendo una opción para financiarse.

Posible emisión de bono e incremento de la deuda Con el fin de apoyar el sector productivo privado, el gobierno comenzó a negociar con los organismos internacionales para procurar el respaldo para la emisión de un bono en el mercado internacional. A esto último se suma un paquete de créditos multilaterales, que en conjunto permita recaudar alrededor de USD 3.000 millones para canalizarlo hacia la recuperación del sector productivo. Respecto al bono, el gobierno adelantó que no sería una emisión de deuda soberana.

Los posibles recursos se canalizarían a manera de créditos a través del sistema financiero ecuatoriano y de la banca pública, según declaraciones del ministro Pozo.

En este sentido, los organismos multilaterales de crédito, como el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), actuarían como garantes del país para la emisión del bono.

Para enero de este año, Ecuador emitió un bono social con este esquema por USD 400 millones a 15 años de plazo con una garantía de USD 300 millones por parte del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Asimismo, el gobierno tratará a través de instituciones como la Corporación Financiera de Desarrollo Internacional (DFC), canalizar recursos para la ayuda al sector privado. Para ello, el ministro Pozo viajó el pasado 16 de diciembre para reunirse con representantes del DFC y el Departamento del Tesoro.

“El objetivo de estos encuentros será buscar alternativas de financiamiento para que el sector privado ecuatoriano pueda reactivarse y se constituya en el motor de dinamizador de la economía del país”, se indicó en la nota prensa del Ministerio, subraya Torino Economics.

Además, recurriría al BID Invest y a la Corporación Financiera Internacional del Banco Mundial (IFC) para obtener más créditos. El ministro Pozo anuncio el desembolso de USD 111,5 millones del BID el viernes 18 de diciembre, para gastos de salud y protección social.

A pesar de que se comienza a visualizar la entrega de recursos de multilaterales para el próximo año, para el cierre de 2020, estos organismos multilaterales se convertirán en los principales acreedores de Ecuador.

Revisión de estimaciones del PIB de Ecuador Los organismos internacionales como el FMI y el BM, proyectan en definitiva una caída del Producto Interno Bruto de Ecuador, pero discrepan, en la proporción al descenso. Pese que el FMI redujo su proyección desde un -10,9% a -9,5%, sigue siendo la más pesimista, mientras que el BM destaca al ser el más optimista al pronosticar una disminución del PIB del 7,4%.

Para Ecuador, el 2020 se caracterizó por la suspensión temporal de actividades productivas, a causa de las medidas de prevención del contagio de COVID-19 y la paulatina recuperación de los principales socios comerciales del país.

Sin embargo, en el 2021 la economía ecuatoriana tiene otra cara. Ecuador se perfila a tener un crecimiento para el 2021 de alrededor de 4%, exceptuando la estimación de la Cepal.

Según las proyecciones económicas del Banco Central, la caída de -8,9% del PIB, representa en términos nominales, una pérdida de USD 10.759 millones respecto al PIB del 2019.

Es decir, se estima terminar el año con un PIB de USD 96.677 millones a precios corrientes. Respecto a los componentes del PIB, la inversión fue el componente que más se contraería (-19,4%), así como las importaciones (-10,5%), el gasto de consumo de los hogares (-8,5%), las exportaciones (-5,1%) y el gasto de consumo del gobierno (-3,3%).

Además, se estima que las exportaciones disminuyan mucho menos que las importaciones y, en consecuencia, dejaría una balanza comercial positiva. Respecto al consumo del gobierno, se proyecta una disminución del gasto tanto en el 2020 como en 2021, debido a las medidas de austeridad y la búsqueda de sostenibilidad fiscal que el Gobierno ha emprendido, acorde al Banco Central de Ecuador, explica Torino Economics en su reporte.

Acuerdo Comercial con Estados Unidos Ecuador durante este año ha podido firmar acuerdos para diversificar los mercados de destino de sus exportaciones. Dentro de sus más recientes logros, se encuentra el Acuerdo de Fase 1 con Estados Unidos, que puede permitir en el largo plazo convertirse en una mayor ventana de oportunidad para el sector exportador.

Pese a que este acuerdo no aborda temas sensibles tales como acceso a mercados, productos agrícolas o propiedad intelectual, se incluyen elementos vinculados a la facilitación del comercio y administración de aduanas, buenas prácticas regulatorias, anticorrupción y pequeñas y medianas empresas. Los avances en estos ámbitos podrán brindarle al Ecuador construir y solidificar la institucionalidad que permitiría abrir la posibilidad de un acuerdo más amplio, resalta Torino Economics.

El presidente Lenín Moreno, quien estuvo presente en la suscripción del texto, especificó que hay 1.700 empresas exportadoras y con ese acuerdo se crearán más.

Mientras, que el sector privado ya adelanta escenarios de los productos con potencial para exportar a EE.UU. en un futuro acuerdo más amplio.

Ley anticorrupción y FMI   El pasado 15 de diciembre, la Asamblea Nacional, en su último día de actividad en el año antes de las vacaciones, aprobó el proyecto que reforma al Código Orgánico Integral Penal (COIP), en materia anticorrupción en contratación pública. En la votación hubo 127 votos a favor y tres abstenciones, por lo que ahora pasará a revisión del Ejecutivo para su sanción o veto.

No obstante, hubo parlamentarios que hicieron críticas a la propuesta, pues aseguran que esa ley no tocará al crimen organizado y al narcotráfico, que sostiene a grandes estructuras económicas y que es aliado de muchos corruptos.

Por parte del presidente Lenín Moreno, este afirmó el día siguiente, que ordenará la sanción inmediata de la Ley Anticorrupción, luego de una última revisión.

La decisión de la Asamblea Nacional permitió que el 21 de diciembre, el Directorio del FMI aprobara el segundo desembolso por USD 2.000 millones para sostener el comprometido presupuesto de Ecuador, permitiendo, a su vez, elevar las reservas internacionales hasta USD 7.377 millones, nivel récord desde que el país asumió la dolarización en el año 2020, alega Torino Economics.

Dentro de las condiciones del desembolso, el Presidente Moreno adelantó que Ecuador tendrá un plazo de 10 años para repagar el capital, con cuatro años de gracia y una tasa de interés cercana al 2,9% anual.

Ante ausencia de candidato favorito, el mercado internacional es precavido   Ante la realización de las elecciones presidenciales en Ecuador previstas para el 2021, para consultoras, como Clima Social y Cedatos, hay común denominador y es que todavía no se vislumbra un candidato favorito, indica Torino Economics.

En detalle, para la más reciente encuesta realizada por Cedatos, un 18,1% de los encuestados votaría por el candidato de la alianza entre el Movimiento Creando Oportunidades (CREO) y Partido Social Cristiano (PSC), Guillermo Lasso, quien ha ganado terreno acorde a la encuestadora.

Seguidamente, el candidato apoyado por el correísmo y la alianza de la izquierda Unión de la Esperanza (UNES), Andrés Arauz con una intención de votos del 11,1%. De tercer lugar, se posiciona del Movimiento Pachakutik, el candidato indígena Yaku Pérez con 6,2%.

Mientras, la encuestadora Clima Social, posiciona a Arauz como líder con un 23% de la intención de votos, seguido de Lasso con un 20% y luego se encuentra Pérez con un 12,9%.

No obstante, el conjunto de indecisos, votos nulos y votos blancos, se establecen como la mayoría para ambas encuestas, lo que representa una población que se puede capitalizar a favor de una u otra tendencia.

A solo tres semanas de que se concreten las elecciones presidenciales, previstas para el domingo 7 de febrero de 2021, las tendencias no se muestran claras pues no hay un candidato favorito. Por ello, es probable que las elecciones no se decidan en una sola vuelta.

De manera oficial, la campaña electoral comenzará a partir del 31 de diciembre, teniendo como una fecha tentativa pautada para el debate entre los candidatos presidenciales el día 17 de enero de 2021 por el Consejo Nacional Electoral, en donde se presentará la oportunidad para persuadir a los ciudadanos y presentar ofertas que generen conexión con las necesidades de la población.

Enfoque de Torino Economics Para el cierre de 2020, Torino Economics estima que la economía ecuatoriana tendrá una contracción de 8.9% y una recuperación de 4.5% en 2021.

No obstante, la economía ecuatoria no esta exenta de registrar un lento crecimiento económico el venidero año, cuya evolución estará sujeta a los precios del petróleo y los demás productos de exportación, aunado a la incertidumbre generada en relación con las elecciones generales de 2021.

La postura del ganador de las elecciones presidenciales de febrero de 2021 frente a las reformas y medidas tomadas por la administración de Lenin Moreno sugeridas por el FMI, también será un gran determinante en la reducción de la contracción económica, el desempleo y la pobreza, así como la posibilidad de que el país genere confianza en los inversionistas internos y externos, en un marco de sostenibilidad de la deuda.

La pauta de la agenda económica, incluso de resultar Lasso como el candidato ganador, implica la existencia de un nivel de incertidumbre que debe contrarrestarse con la vigilancia sobre el déficit fiscal, sin comprometar la dinámica del crecimiento, minimizando el riesgo del default.

Ello, con el fin de garantizar en el mediano plazo la normalización del acceso al financiamiento externo, factor clave en una economía dolarizada como la de Ecuador, concluye Torino Economics en su informe.

 

Entornointeligente.com

URGENTE: Conoce aquí los Juguetes más vendidos de Amazon www.smart-reputation.com >
Smart Reputation
Repara tu reputación en Twitter con Smart Reputation
Repara tu reputación en Twitter con Smart Reputation

Adscoins

Smart Reputation

Smart Reputation