El bosque mágico de Florence & The Machine regresó a suelo azteca | La Crónica de Hoy - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

La noche, el día y la Tierra se volvieron una sola, después de casi siete años que en México no se presentaba la máquina a toda potencia de Florence Welch y compañía. Amante de la cultura mexicana, de su arte, de su gente y hasta de su comida, la británica no dejó de echar flores al país en todos los aspectos, en una presentación que se iluminó de magia y de luz cósmica, que pocas veces se disfruta en el Palacio de los Deportes. Sin embargo una gran cabellera roja, un vestido largo que podía imaginarse que fue hecho por seres del bosque y unos pies descalzos lo lograron fundirse con la potente voz de Florence y su armoniosa banda The Machine, liderada por el sonido del arpa.

Aproximadamente 14 mil tributos (como les diría la cantante a sus fanáticos), se dieron la oportunidad de disfrutar y vivir un concierto lleno de energía y feminidad, donde homosexuales, amigos y mujeres empoderadas mostraban amor y pasión en cada canción, a ritmo de poesía y letras, que por un momento fueron ofrecidas por un pequeño libro de la historia de México, traducido al inglés, que fue lanzado al escenario para que Welch pudiera disfrutarlo. Una velada que comenzó con la coincidencia del mes en que llega, con el tema “June” y que a partir de ese momento la energía y euforia no paró. “Muchísimas gracias, es inimaginable estar en México. Ustedes tienen un lugar especial en mi corazón”, fueron las primeras palabras que Florence ofreció a sus fans. Cuando se había creado una atmósfera y conexión envidiable con el público, la cantante se dio la oportunidad de pedir a todos los presentes que guardaran sus celulares, más adelante en tono de broma y regañón, dijo “guarden los jodidos teléfonos”. “Quiero que hagan algo por mí. Sé que no les gustará pero tienen que confiar en mí. Quiero que guarden sus teléfonos a partir de este momento, porque vamos a crear un ambiente misterioso”, acción que los fans obedecieron de manera inmediata, logrando que el Domo de Cobre se volviera una sola alma saltando y cantando, sin necesidad de la electrónica. Canciones como “Hunger”, “Only if for a night”, “Dog days are over” y “You got the love” fueron parte del repertorio musical, sin embargo muchos fanáticos esperaban canciones que fueron emblemáticas en su momento, por su melancolía y obscuridad, pero estas nunca llegaron. Hubo para todos, pues hasta los fieles seguidores de la histórica serie  Game of Thrones , disfrutaron de “Jenny of Oldstones”, dedicada al personaje de Arya Stark. La luz cósmica estaba por finalizar y para el toque mágico Florence Welch bajó del escenario durante “Cosmic Love” y “Delilah”, tocó las manos de los presentes, dejó que unos cuantos le tocaran el rostro, al mero estilo mágico de  Sueño de una noche de verano , abrazó a aquellos que no podían dejar de llorar y se despidió soltando besos y agradecimientos, no sin antes mencionar que amaba a México y mostrando su gran fanatismo por Frida Kahlo. Tras despedirse momentáneamente, la cantante regresó al escenario para deleitar a los mexicanos con “No choir”, “Big God” y “Shake it out”.       lrc Imprimir

LINK ORIGINAL: Cronica

Entornointeligente.com

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation

166756