EEUU: 180 venezolanos fueron deportados por ICE » EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

Deportados a través de un tercer país… Trasnacionales e inversionistas con facturas sin cobrar avanzan en el terreno legal y solo esperan por algún cambio en la política de protección de activos que mantiene Estados Unidos para embargar acciones de Citgo. La deuda equivale a 16 veces las exportaciones anuales…”.

play_circle_filled pause_circle_filled 180 venezolanos han sido deportados desde Estados Unidos en los últimos 6 meses… volume_down volume_up volume_off

AUDIO: *La arremetida contra opositores en Venezuela ha provocado miles de detenciones arbitrarias, el procesamiento de cientos de civiles en tribunales militares, torturas y otros abusos contra personas detenidas, ejecuciones extrajudiciales y desapariciones forzadas de corto plazo. Los abusos han contribuido a un éxodo masivo del país… ■  Bob Menendez dijo que el Departamento de Estado confirmó a su oficina que las deportaciones de venezolanos se efectuaron vía Trinidad y Tobago.

■  Los venezolanos en EE. UU. necesitan con urgencia protección temporal. La COVID-19 agudiza el riesgo que enfrentarían si los obligan a regresar a Venezuela.

■  Venezolanos denuncian detenciones en EEUU tras no poder ser deportados. Los padres del venezolano Francisco Verde estuvieron detenidos nueve meses en Texas porque las autoridades migratorias no podían ejecutar la orden de deportación que pesa sobre ellos, debido a la animosidad entre los gobernantes de Venezuela y Estados Unidos.

Medellín, Colombia. (AP).- El gobierno del presidente Donald Trump deportó sigilosamente a un número desconocido de venezolanos a través de un tercer país, posiblemente violando leyes estadounidenses y socavando los señalamientos de Estados Unidos sobre el historial de derechos humanos del gobierno socialista de Venezuela, según el demócrata de mayor rango en la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado.

El senador Bob Menendez dijo el viernes que el Departamento de Estado le había confirmado a su oficina en semanas recientes que las deportaciones se efectuaron vía Trinidad y Tobago entre enero y marzo de 2020.

Se desconoce la cifra de venezolanos deportados indirectamente. Sin embargo, Menendez dijo que al parecer las deportaciones violan una restricción a los viajes que Estados Unidos decretó en mayo de 2019 durante el momento de mayor intensidad de la campaña de Washington para destituir al presidente Nicolás Maduro, la cual prohíbe todos los vuelos a Venezuela por motivos de seguridad.

Joe Biden, el candidato presidencial demócrata, arremetió el viernes contra Trump por efectuar las “deportaciones sigilosas” de venezolanos en lugar de concederles lo que se conoce como estatus de protección temporal para impedir su deportación.

“Queda suficientemente claro que él no tiene consideración del sufrimiento del pueblo venezolano”, afirmó Biden, que citó las conclusiones de Menendez.

Desde octubre del año pasado, por lo menos 180 venezolanos fueron deportados por Estados Unidos, de acuerdo con el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE por sus siglas en inglés). La agencia no hizo un desglose, pero las expulsiones a terceros países incluyeron a venezolanos que se autodeportaron, aquellos que fueron rechazados en puntos de ingreso e individuos retirados del país en contra de su voluntad. Cifras separadas difundidas por la Universidad de Syracuse muestran que, salvo por un número reducido de venezolanos deportados, ninguno tenía condenas por algún delito.

“El ICE remite a la Casa Blanca la correspondencia del Congreso dirigida al gobierno de Trump”, dijo un portavoz del ICE en un comunicado.

En una carta dirigida al secretario de Estado, Mike Pompeo; a la secretaria de Transporte, Elaine Chao, y al secretario interino de Seguridad Nacional, Chad Wolf, Menendez solicitó detalles de los vuelos de deportación y preguntó si contaban con las dispensas apropiadas.

En su carta, Menendez citó las sanciones impuestas a Copa Airlines, que en junio fue multada con 450.000 dólares por violar la prohibición de los vuelos aunque no transportó pasajeros directamente desde Estados Unidos, sino vía su centro de operaciones en Panamá.

Elliott Abrams, representante especial del Departamento de Estado para Venezuela e Irán, dijo en agosto en una comparecencia ante el Senado que Estados Unidos no estaba deportando a venezolanos debido a la inseguridad que les representa regresar a su país.

Pero para entonces, el gobierno de Maduro había suspendido todos los viajes con el fin de desacelerar la propagación del coronavirus. Maduro dijo esta semana que espera reabrir los aeropuertos del país para diciembre.

Aunque la cifra de venezolanos deportados es pequeña comparada con la de migrantes mexicanos y centroamericanos regresados a sus países, muchos han solicitado asilo o están huyendo de una crisis económica sin precedentes agravada por las sanciones estadounidenses.

Colaboradores en Estados Unidos del dirigente opositor Juan Guaidó, a quien Washington reconoce como el presidente legítimo de Venezuela, aseguraron no tener conocimiento de las deportaciones efectuadas este año y que no proporcionaron documentos de viaje que facilitaran las deportaciones forzadas.

El enviado de Guaidó en Washington, Carlos Vecchio, dijo que, por el contrario, ha trabajado con las autoridades estadounidenses para reducir el número de venezolanos encarcelados que esperan deportación, de 1.100 en septiembre a 274 en la actualidad. A muchos de los encarcelados les rechazaron sus solicitudes de asilo.

“La ley de Estados Unidos prohíbe el retorno forzado de refugiados a lugares donde sus vidas o libertad estén amenazadas; las regulaciones estadounidenses han suspendido todos los viajes aéreos a Venezuela, y la política exterior de Estados Unidos debería ser contrarrestar la violación sistemática de Maduro a los derechos humanos”, escribió Menendez en la carta. “La deportación continua de ciudadanos venezolanos por parte del gobierno (de Estados Unidos) da la impresión de socavar esas políticas”.

Huyendo de la crisis venezolana;

Gerardo Verde y Mahidana Mendoza, ambos de 55 años, entraron a territorio estadounidense por la frontera con México en diciembre pasado. Pero las autoridades les negaron las peticiones de asilo y un juez ordenó en mayo su deportación.

Tras pasar nueve meses detenidos y sin poder ser deportados, finalmente este viernes ambos fueron liberados en suelo estadounidense con órdenes de presentarse en un tribunal.

“Fue una pesadilla total”, dijo a la AFP su hijo Francisco, de 31 años, que vive en Alabama. “No veo la lógica de que hayan tenido que estar tanto tiempo detenidos como criminales cuando vienen pidiendo protección”.

Decenas de venezolanos reclaman que sus familiares languidecen en este limbo. Pasan meses en centros de detención de todo el país a la espera de ser deportados, pero ni tienen noticias de su expulsión ni son liberados en suelo estadounidense.

El fondo del problema, según dijo a AFP un diplomático de la oposición venezolana, es que desde mayo no hay vuelos directos entre Venezuela y Estados Unidos, debido a la suspensión del tráfico aéreo ordenada por la administración de Donald Trump en el marco de las sanciones contra el gobierno de Nicolás Maduro.

No hay vuelos directos:

“Si bien es cierto que puedes tener una orden de deportación, en este momento ejecutarla es sumamente complejo porque no hay vuelos”, dijo Gustavo Marcano, nombrado ministro consejero en Estados Unidos por el líder opositor Juan Guaidó, quien es reconocido por más de 50 países como el presidente encargado de Venezuela.

Portavoces de la oficina de migración (ICE) no respondieron por el momento las solicitudes de comentarios de AFP.

Marcano detalló que “sí se han producido algunas deportaciones”, haciendo una escala en un tercer país, pero que “éstas responden a los venezolanos que tienen una sentencia criminal” y no a los casos migratorios comunes.

Según el ex diputado, unos 700 venezolanos están detenidos en Estados Unidos, pero esta cifra no discrimina entre presos con sentencias criminales e inmigrantes con órdenes de deportación.

Luego de que este lunes se viralizara un video donde Francisco Verde exponía a la periodista Carla Angola la situación de su familia, una abogada venezolana especializada en derechos humanos recogió 13 casos de detenidos en situaciones similares y el jueves envió un informe con ellos a Carlos Vecchio, nombrado por Guaidó su embajador en Washington.

“El papá de mi hija está detenido (…) desde el 2 de febrero, el asilo le fue negado y tiene orden de deportación (…) No hay manera de deportarlo ya que no hay vuelos directos”, relata una de las mujeres citadas en el informe.

La abogada, Damarys Rangel, quien no ejerce en Estados Unidos sino que puso a los familiares en contacto con abogados locales, dijo que está redactando informes con otros 40 casos de venezolanos detenidos con órdenes de deportación que no se ejecutan.

Un TPS para los venezolanos:

Para Marcano, la solución es suspender las deportaciones y otorgar a los inmigrantes venezolanos un permiso de trabajo temporal.

“El gobierno de Estados Unidos no tiene relación con el régimen. Este es uno de los elementos que nosotros esgrimimos al solicitar el estatus de protección a los venezolanos”, dijo.

La presidenta de la Cámara de Representantes estadounidense, Nancy Pelosi, se reunió el jueves con él y Vecchio para abogar por un “estatus de protección temporal” (TPS) que permitiría a los venezolanos vivir y trabajar legalmente.

“Es urgente” que el Congreso apruebe una legislación “que verdaderamente proteja a los venezolanos (…), no por un par de años hasta que sea renovado, sino algo que proporcione a la gente cierta seguridad”, dijo Pelosi en Weston, un bastión venezolano apodado “Westonzuela” al noroeste de Miami.

Un proyecto de ley bipartidista en este sentido está paralizado en el Congreso tras su rechazo en el Senado de mayoría republicana.

Naciones como Haití, El Salvador y Honduras se han beneficiado durante años de este beneficio, pero Trump está haciendo esfuerzos por revocarlo en el marco de sus dura política migratoria.

Como alternativa al TPS, Marcano dijo que su misión también dialoga con el Ejecutivo sobre la posibilidad de que se decrete una medida de suspensión de deportaciones.

Según el Censo estadounidense, para 2017 más de 265.000 venezolanos residían en Estados Unidos. De acuerdo a cifras de la embajada de Guaidó, en realidad son unos 600.000. (AFP).

Por: JOSHUA GOODMAN & GISELA SALOMÓN Politica | Opinión Oposición | MUD Ciudad | Miami Associated Press sabado, 17 de octubre de 2020 *Este es un sitio participativo. Para escribir aquí sólo tienes que registrarte en: [email protected]

*Reportero24 no se solidariza o avala las opiniones de los colaboradores.

*Nota: El presente articulo se reproduce sin perjuicio de los Derechos de autor, quien por cortesía permite su reproducción en este site.

*Las noticias publicadas en este sitio podrán ser difundidas siempre que se mencione la fuente.

Tweets about: “MIAMI: Estoy pensando regresarme…” Tweets about: “MIAMI: Deportan 100 venezolanos de EEUU” Tweets about: “MIAMI: Se triplican asilos para venezolanos” Tweets about: “EMIGRACIÓN: Venezuela se queda sin jóvenes” Tweets about: “¿IRSE O QUEDARSE? Video sobre emigración de jóvenes causa revuelo” Tweets about: “Emigración: 68% de los estudiantes de Medicina dicen “¡me quiero ir!” Tweets about: “Emigración: Retrato de una diáspora” Tweets about: “MIAMI: Deportan 100 venezolanos de EEUU” Tweets about: “MIGRACIÓN: Duermen en las aceras para irse del país” Tweets about: “Datanálisis: Más venezolanos emigran para escapar de la crisis”
LINK ORIGINAL: Reportero 24

Entornointeligente.com

URGENTE: Conoce aquí los Juguetes más vendidos de Amazon
>

Más info…

Smart Reputation

Prince Julio César en NYFW 2020

Repara tu reputación en Twitter con Smart Reputation
Repara tu reputación en Twitter con Smart Reputation

Prince Julio Cesar en el New York Fashion Week Spring Summer 2021

Publicidad en Entorno

Advertisement

Adscoins

Smart Reputation