Denuncian a un fiscal por supuesto vínculo con rosca del carguero chino - EntornoInteligente

Entornointeligente.com / Vanguardia / El fiscal de marcas Marcelo García de Zúñiga fue denunciado ante el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados por mal desempeño de sus funciones y la comisión de hechos punibles por el abogado Lelis Olmedo. El letrado sostiene que la unidad fiscal a cargo de García de Zúñiga protege un esquema de contrabando e ingreso de mercaderías falsificadas traídas desde China, a través de un sistema de flete aéreo, que se denomina vulgarmente “carguero chino”.

Este avión carguero está administrado a través de una empresa denominada Global Logistich SA, gerenciada por los importadores y despachantes Javier Vázquez, Walid Amine Sweid, Ricardo Galeano y Juan Carlos Sosa. La firma a su vez subcontrata la compañía Atlas Air, que es la propietaria de la aeronave. El denunciante cita un caso en particular, acaecido el pasado 26 de marzo, ocasión en que se retuvo el “carguero chino” en base a una denuncia amplia de contrabando e ingreso al país de mercaderías falsificadas y peligrosas a la salud. Sin embargo, según el abogado Olmedo, de nuevo la Fiscalía de marcas dilató largamente la intervención, dándoles tiempo a los importadores para intentar ocultar las evidencias de las falsificaciones. El carguero llegó el miércoles 26 a la noche y la verificación fiscal se hizo recién el viernes a la mañana. Ese tiempo perdido hace suponer al denunciante que los contrabandistas ocultaron muchas mercaderías peligrosas a la salud y falsificadas. Es así que tras la intervención fiscal realizada por la agente Nilda Cáceres, se encontraron ocultas 53 cajas de teléfonos falsificados de diferentes marcas, valoradas en USD 1 millón   por agentes marcarios del Ministerio de Industria y Comercio, en un frigorífico del depósito del aeropuerto. Lo grave es que funcionarios de la Dinac y de la Aduana presentaron documentos en que supuestamente estas mercaderías ya habían sido incautadas antes por el fiscal García de Zúñiga, cuando en realidad las cajas tenían etiquetas con números de guías correspondientes al vuelo que había sido retenido el 26 de marzo último. Olmedo sostiene en la acusación que García de Zúñiga “se ha prestado en el emprendimiento criminal avalando e intentando dar veracidad y validez a dos notas fraguadas, ya que al ser consultada la fiscal interviniente (en este caso Nilda Cáceres) refiere tener conocimiento de la carga. Además intentó desviar la investigación, hacer desaparecer elementos de pruebas, frustrar la investigación penal en beneficio de los investigados en una causa donde, una vez más, no tiene intervención”. A modo de antecedente cita que García de Zúñiga ya está vinculado a otro caso en que había liberado 120 toneladas del mismo carguero chino, relacionándolo directamente con la organización.

Con Información de Vanguardia

Entornointeligente.com

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow Me

.