Cerámicas Río Grande, resistentes y de producción ecológica - EntornoInteligente
Entornointeligente.com /

Cerámicas Río Grande es un complejo industrial que hace casi 10 años hizo su apuesta por el Parque Santiváñez, se encuentra en plena diversificación de sus productos (ladrillos, tejas y otros accesorios), probó su calidad y resistencia con creces, y produce rigiéndose a las normas ambientales elementales. Además, ofrece más de 75 empleos, de los cuales más del 90 por ciento son ocupados por la gente del lugar.

La factoría, que pertenece al grupo empresarial Campero, fue una de las primeras en asentarse en el Parque Santiváñez, ocupando 12 mil metros cuadrados de este complejo.

De hecho, buena parte de su materia prima (arcilla) es procedente de dos regiones del lugar: Huancarani y Cayacayani, además de Carmelitas, en el camino hacia Punata, yacimientos explotados por proveedores terciarizados.

La empresa ha puesto en el mercado más de 10 modelos de ladrillos para que los constructores tengan una amplia oferta de donde escoger, aunque el producto estrella sigue siendo el ladrillo de seis huecos. Se trata de un bloque de arcilla de 25 centímetros de largo, por 15 de ancho y 10 de alto, ideal para revoques, según informa el gerente de Producción de la fábrica, Omar Poma, al exponer otros productos, como el ladrillo de ocho huecos, nueve huecos, la teja española y complementos.

Todo ello se logró gracias a una gran inversión en tecnología de moldeado, secado y un horno que funciona mediante sistema ecológico de gas natural.

Regularmente, se mezclan varios tipos de arcilla hasta lograr la combinación perfecta, que pasa a la moldeadora, de donde sale el ladrillo de color negro, frágil aún por el exceso de humedad (28 por ciento de agua).

El producto deberá pasar por un sistema de secado (un túnel de más de 60 metros de largo) para obtener una humedad cero, y finalmente atravesar por un horno de combustión a gas, y cuyas temperaturas pueden llegar incluso a los 900 grados centígrados. Aquí el ladrillo irá adquiriendo su color característico, además de la firmeza y resistencia. Se trata de una cocción uniforme, de tránsito lento, que toma hasta  36 horas (dos días y medio, si se toma en cuenta el inicio del proceso).

“El año pasado se han realizado pruebas de resistencia y nuestro producto ha registrado el doble de niveles de la competencia”, explica Poma. “El 97  por ciento de nuestra producción es de primera”, remata.

 

CONQUISTANDO MERCADOS

Actualmente 75 personas, entre obreros y administrativos, trabajan de lunes a viernes, 24 horas al día, en tres turnos.

Río Grande produce cerca de 60 mil piezas al día de los 10 tipos de modelos. Su producto estrella es el ladrillo de seis huecos, pero la última novedad es el de 21 huecos.

Río Grande no sólo busca la excelencia de su producto sino también apuesta por la tecnología de punta moderna (automatizada),

El principal mercado de Río Grande es la ciudad de Cochabamba, sobre todo la zona sud, aunque hay proyectos de extender el mercado a otras ciudades del país.

LINK ORIGINAL: La Prensa

Entornointeligente.com

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation