Acuerdos bilaterales son sólo intenciones; faltan las condiciones - EntornoInteligente

Entornointeligente.com / Analistas consultados por este medio identifican obstáculos, como el estatismo en Bolivia, que no permite concretar acuerdos de inversión externa, así como la falta de capacidad técnica en el sector privado y en la Cancillería para formar climas de negocios.

El economista Germán Molina considera que no existen resultados concretos pese a que algunos acuerdos de intenciones ya fueron firmados hace varios años. Señala que esto se debe, por un lado, a que la Constitución Política del Estado (CPE) establece que la explotación de recursos naturales, como la minería e hidrocarburos, son de exclusiva gestión y operación del Estado boliviano, lo cual ahuyenta o posterga las inversiones.

Molina considera, por otro lado, que la Ley General del Trabajo, con las modificaciones realizadas en los últimos 13 años, genera un importante proteccionismo al trabajador, lo cual desmotiva al inversor porque eleva sus costos de producción.

El economista Luis Fernando García señala que los convenios firmados por Bolivia son generales y no específicos, por lo que no se tiene definido a qué sector beneficiará o qué institución hará el seguimiento correspondiente junto a la Cancillería. Considera que los “acuerdos marco de entendimiento” son protocolos que no benefician al país.

García identifica, además, la falta de institucionalidad, es decir, capital humano apropiado en instituciones públicas y privadas que esté permanentemente capacitado para recibir y transferir información, además de que se halle presto a apoyar la venta de productos al exterior.

El analista también observa que algunos acuerdos firmados por Bolivia tampoco llegan a concretarse porque no son abordados con las autoridades indicadas. Por ejemplo, los acuerdos de cooperación gestados en la visita del presidente de España, Pedro Sánchez, pueden surtir efecto, pero los acuerdos alcanzados recientemente con el presidente de India, Ram Nath Kovind, no tendrán trascendencia porque en este último país la máxima autoridad es el Primer Ministro.

A su turno, el analista en hidrocarburos de la Fundación Jubileo, Raúl Velásquez, opina que hace más de cinco años el sector de hidrocarburos de Bolivia se viene gestando mediante memorandos de entendimiento y acuerdos de intereses, pero que éstos no se traducen en contratos concretos que permitan iniciar actividades de exploración y explotación o compra y venta de gas.

Como ejemplo, Velásquez menciona que el acuerdo de intenciones alcanzado entre Bolivia y Perú, en el primer Gabinete Binacional (junio de 2015), referente a exportación de gas natural, no tiene resultados concretos a la fecha porque tampoco se avanzó en la firma de un contrato que establezca condiciones y precios. Agregó que los acuerdos con Paraguay están en similar condición.

 

La CPE está “muy cerrada” en beneficiar al Estado boliviano en la ejecución de proyectos de hidrocarburos

 

ACUERDOS DE INTENCIONES OBEDECEN A INTERÉS POLÍTICO

Los memorandos de entendimiento y acuerdos de intenciones o expresiones de voluntad para llevar adelante un proyecto determinado tienen la finalidad de mostrar la gestión que lleva adelante el Gobierno boliviano, sobre todo en los convenios relativos al sector hidrocarburos. Según el analista de la Fundación Jubileo, Raúl Velásquez, se trata de acuerdos con posibles intereses políticos.

“Podríamos decir que posiblemente son acuerdos con interés político, ya sea de un país o del otro. Para el país es importante mostrar que hay intenciones de integración energética o intenciones de ampliar los mercados o de promover la inversión en exploración, pero siguen siendo intenciones en tanto no se traduzcan en contratos”, explicó.

Velásquez añadió que el país necesita concretar los acuerdos de intenciones previamente anunciados con empresas y Estados, sobre todo después de la firma de la última adenda al contrato de exportación de gas a Argentina, que establece una reducción de volúmenes de al menos un 60 por ciento en relación a las condiciones estipuladas con la adenda de 2010. Indicó también que es conveniente que los acuerdos alcanzados sean de largo plazo.

 

España y Bolivia acordaron cooperación en desarrollo rural, sin avances a la fecha El presidente de España, Pedro Sánchez, visitó a Evo Morales en agosto de 2018. Firmaron tres acuerdos relacionados a la cooperación española en desarrollo rural, seguridad alimentaria, fomento a energías renovables, cultura y salud; la disposición de España de invertir 10 ml millones de euros en el tren bioceánico, además de la cooperación y fortalecimiento de la justicia. A la fecha, los acuerdos alcanzados todavía no se muestran en acciones concretas. Previamente, en mayo de 2018, Morales recibió la visita del presidente de la española Repsol, Antonio Brufau, quien anunció la proyección de invertir 500 millones de dólares en Bolivia en los próximos cuatro años en actividades hidrocarburíferas. A la fecha, Repsol es operadora en Bolivia.

 

Bolivia y Colombia hablaron de integración energética y venta de urea Bolivia y Colombia mantienen una relación caracterizada por la cooperación bilateral mayormente enfocada en los sectores agropecuario, energético, cultura y paz. En octubre de 2017, el excanciller del Estado boliviano, Fernando Huanacuni, luego de una reunión con su homóloga colombiano, María Ángela Holguín, anunció la visita a Bolivia del entonces presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, quien arribaría al país en febrero de 2018. Huanacuni manifestó que la integración energética fue uno de los temas abordados, aunque otro de los intereses de Colombia, según Huanacuni, era comprar urea producida en Bolivia. Sin embargo, ni la visita de Santos, la comercialización de urea o la integración energética se concretaron.

 

Bolivia y Perú acordaron impulsar tren bioceánico y potenciar Ilo; hay leve avance Las relaciones bilaterales entre Perú y Bolivia son cercanas. En noviembre de 2016, Evo Morales y su entonces homólogo, Pablo Kuczynski, firmaron un acuerdo para facilitar el acceso boliviano al Pacífico a través de proyectos que incluían el Corredor Ferroviario Bioceánico y la potenciación de Puerto Ilo. A la fecha, el proyecto del tren se encuentra en análisis. Los países interesados (Bolivia, Perú y Brasil) sostendrán una pronta reunión en Lima. El potenciamiento de Puerto Ilo tiene avances más concretos. Morales incluso visitó esta terminal portuaria en octubre de 2018, mientras que, en abril de 2019, la ASP-B informó que el puerto estaba plenamente habilitado para el movimiento de mercancías en tránsito de y hacia Bolivia.

 

No hay acciones concretas en ninguno de los cinco acuerdos con Guinea Ecuatorial El presidente de Bolivia, Evo Morales, y su homólogo de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang Nguema, firmaron cinco acuerdos de cooperación bilateral en noviembre de 2017 en La Paz, los cuales giran en torno a la cooperación en materia de hidrocarburos, supresión de las visas para titulares de pasaportes diplomáticos y oficiales, formación diplomática, promoción de relación técnica y científica y, finalmente, el establecimiento de consultas políticas. A la fecha, ninguna autoridad boliviana volvió a hacer referencia a dichos acuerdos, ni siquiera Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), que, según el primer acuerdo, debía entablar una cooperación mutua con la estatal Sonagas, de Guinea Ecuatorial, en temas energéticos.

 

Austria y Bolivia acordaron cooperación para modernizar transporte terrestre En octubre de 2015, el presidente de Austria, Heinz Fischer, visitó a su homólogo boliviano, Evo Morales. En la ocasión, se firmó un acuerdo de cooperación hacia Bolivia en la modernización de los sistemas de transporte terrestre, aéreo y fluvial, bajo el antecedente de la construcción del teleférico La Paz-El Alto, que estuvo a cargo de la firma austriaca Doppelmayr. Morales anunció también la cooperación del país europeo en la construcción de plantas hidroeléctricas, así como el aumento de intercambios comerciales. Sin embargo, a la fecha, no se evidencian acciones concretas como fruto del acuerdo. No se abordó nada referente a plantas hidroeléctricas ni sistemas de transporte, al margen de las ampliaciones al teleférico.

 

Se afianza la relación energética con Rusia, pero las inversiones demoran Bolivia y Rusia mantienen estrechas relaciones en el área energética. En noviembre de 2017, YPFB y la empresa rusa Gazprom firmaron una serie de acuerdos de intenciones para la inversión de más de mil millones de dólares en actividades de exploración y explotación de gas en Bolivia. En junio de 2018, Evo Morales visitó a su homólogo Ruso, Vladímir Putin, y a ejecutivos de Gazprom, y ratificaron el interés de efectuar éstas y otras inversiones. En ese viaje también se firmó un memorándum de entendimiento con la firma rusa Acron para negociar la venta de 4 MMm3d de gas natural, así como la creación de una sociedad mixta entre ambas empresas para la comercialización de urea. A la fecha, ninguno de estos acuerdos tiene resultados concretos.

 

Presidente de India comprometió inversiones en gas, litio y salud A fines de marzo de este año, Bolivia recibió la visita del presidente de la India, Ram Nath Kovind. Las autoridades de ambos países firmaron ocho acuerdos, de los cuales destaca la posibilidad de iniciar trabajos de exploración y explotación de gas natural, el tendido de un gasoducto y la construcción de una planta de GNL. Otro acuerdo refiere a la posibilidad de usar el litio boliviano en empresas de baterías de India. También se acordó promover inversiones para la ejecución del ferrocarril bioceánico. India ofreció un crédito de 100 millones de dólares, que Bolivia utilizará en una factoría de medicamentos contra el cáncer. El economista Luis Fernando García duda que estos acuerdos se concreten, puesto que debían ser tratados con el Primer Ministro de India.

 

Evo estrecha relaciones con Turquía y Grecia e invita a Dubái a invertir en Bolivia Las relaciones bilaterales entre Bolivia y Turquía se afianzan. En la última visita de Evo Morales a ese país, a inicios de abril, se anunció la ampliación de inversiones en Bolivia en lo que respecta a la industrialización del litio y temas de infraestructura, como la construcción del Hub Viru Viru. Morales comunicó la visita a Bolivia del presidente turco, Tayyip Erdogan, y un grupo de empresarios de ese país en noviembre de 2019. Erdogan donó 18 máquinas separadoras de quinua, un quirófano de riñón y un equipo de anestesia. En marzo, Morales visitó Grecia para impulsar acuerdos de cooperación, mientras que en abril participó del IX Reunión Anual de Inversiones de los Emiratos Árabes, en Dubái, donde invitó a este país a invertir en Bolivia.

 

Bolivia y Paraguay apuntan a construir ducto para la comercializar gas Las relaciones bilaterales entre Bolivia y Paraguay se encuentran afianzadas. Al margen de la relación comercial vigente por la venta de GPL y el movimiento de carga boliviana a través de la hidrovía Paraguay-Paraná, ambos Gobiernos firmaron en noviembre de 2018 un memorando de entendimiento para el intercambio en materia de hidrocarburos. El acuerdo posibilita la construcción de un ducto desde Bolivia hacia el vecino país con la finalidad de exportar gas. YPFB también tiene la posibilidad de construir redes de gas en Paraguay y formar una sociedad con la estatal paraguaya Petropar. Naturalmente, por cuestiones de plazos, el mencionado acuerdo de intenciones todavía no arroja acciones concretas. Lo que sí se concretó fue la venta de urea.

 

Bolivia y Argentina buscan integración energética desde 2007 Bolivia y Argentina mantienen firmes lazos en materia energética. En 2006, se firmó el contrato de exportación de gas boliviano por 20 años. También se trabajó en la venta de energía eléctrica: en agosto de 2007 se firmó el Acuerdo Marco de Integración Energética que establece compromisos estratégicos para la integración y complementación energética; el mismo mes se firmó el memorando de entendimiento para el intercambio de energía eléctrica. A la fecha, casi 12 años después, no se concretó la exportación de electricidad, aunque, en marzo de 2019, el presidente de ENDE, Joaquín Rodríguez, anunció que Bolivia prevé iniciar tal exportación en septiembre de este año, generando ingresos de hasta 3 millones de dólares por mes.

 

Tren bioceánico releva en la agenda bilateral entre Bolivia y Brasil Bolivia y Brasil mantienen estrecha relación comercial. En 1999, se firmó el contrato de compra-venta de gas. Ambos países también tienen en sus agendas la ejecución del Corredor Ferroviario Bioceánico, que une puertos brasileños y peruanos a través de territorio boliviano. El denominado tren bioceánico fue uno de los ejes centrales de la visita de Evo Morales a su entonces homólogo brasileño Michel Temer, en diciembre de 2017. En la ocasión, se firmó un memorando para la creación de un Grupo de Trabajo para definir acciones e iniciativas y compartir informaciones con el propósito de asegurar eficiencia, seguridad y competitividad al movimiento de carga ferroviaria. A la fecha, la ejecución del proyecto todavía es trabajada entre los países interesados.

LINK ORIGINAL: Los Tiempos

Entornointeligente.com

Advertisement

Nota de Prensa VIP

Smart Reputation

193729