URUGUAY: Viaje a EE.UU. busca demostrar que "no tiene sentido" pelear, dijo Mujica - EntornoInteligente

El País / El presidente José Mujica dijo a un grupo de periodistas en una charla informal que su intención, una vez que se retire, es ir un par de semanas a Muxica, en el País Vasco español, de donde sus antepasados llegaron a Uruguay por 1840. El mandatario ya conoce la zona, la encantó y quiere volver. Mujica contó que su apellido tiene varias variantes y que un hombre con un apellido similar fue ahorcado en las Antillas poco después del descubrimiento de América. Quiere también, una vez que deje la presidencia, retomar el contacto y las comidas con sus amigos.

También dijo a los periodistas que lo acompañaban en la sobremesa tras cenar en el restaurante brasileño “Fogo do Chao” en el centro de Washington, que en sus encuentros con el presidente Barack Obama, el vicepresidente, Joseph Biden y el secretario de Estado, John Kerry intentó demostrar que “con modales” se puede discrepar y obtener algunos avances porque “no tiene sentido” pelear.

Por otra parte dijo que el cineasta Emir Kusturica que filma una película sobre su vida tiene “la genialidad de los locos” y que gasta mucho dinero “en causas perdidas” como atender una heladería de su propiedad de tanto en tanto. También contó que la presidente brasileña Dilma Rousseff lo invitó a ver el Mundial de fútbol pero que difícilmente concurra.

Mujica pidió un té y se le sirvió una variedad que no le gustó por lo que pidió un té común. Eso dio pie a que recordara una anécdota de hace más de 50 años cuando el ministro de Industria era su mentor político, Enrique Erro. Mujica dijo que la desaparecida Subsistencias llamó a licitación para comprar té y se presentó el Estado chino que ofrecía 34 variedades. Eso provocó el desconcierto de los funcionarios que tenían que adjudicar la compra que se agarraban la cabeza, desacostumbrados a tanta variedad, recordó.

En la charla, también se refirió a la riqueza del castellano y utilizó varias palabras de la jerga carcelaria, explicando su significado. Hizo comentarios sobre la expansión de las grandes superficies comerciales y política internacional. En este sentido, reflexionó que lo que ocurre en Ucrania demuestra la fortaleza del viejo nacionalismo ruso.

“Me van a extrañar”, les dijo a los periodistas con quienes se dejó tomar varias fotos, alguna tomada por la embajadora estadounidense Julissa Reynoso.

La cena fue pagada por el empresario brasileño Renato Ferreira y costó alrededor de US$50.000. El empresario, propietario de Lobraus, una empresa con intereses logísticos en el puerto de Montevideo, agradeció mucho la presencia de Mujica, sus ministros, empresarios y periodistas en la reunión.

Con Información de El País

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *