Una virgen treintañera se agiganta en Trujillo - EntornoInteligente

NotiEspartano /

Bajo un cielo azul intenso, en medio de las hermosas montañas al suroeste de la ciudad de Trujillo, se encuentra enclavada la estatua más grande de América Latina, el Monumento Virgen de la Paz mejor conocido como Monumento a la Paz. Lugar donde acude una gran cantidad de turistas y lugareños por ser éste el espacio más visitado de la capital del estado, además de ser considerado Patrimonio Histórico Cultural.

La imagen de esta advocación mariana apareció por primera vez en el Cerro La Peña de La Virgen en 1568, y desde ese momento se dio inicio a esta veneración ancestral que desborda la fe entre los creyentes. Es así como año tras año entre colinas y llanura, este mágico lugar sirve de escenario para que los   devotos y visitantes  veneren con mucho amor a la madre de todos los Trujillanos.

El Monumento mariano, alcanza 46,72 metros de altura, 16 metros de ancho, 18 de profundidad en la base y unas 1200 toneladas. Fue construido en 18 meses en honor a la aparición de la Virgen María. Cuenta con cinco miradores, desde donde los visitantes pueden apreciar una hermosa panorámica de la entidad, así como parte del Parque Nacional Sierra Nevada y el sur del Lago de Maracaibo.

En las afueras de la gran Virgen, hay áreas verdes donde puede disfrutar de una maravillosa vista y un parque para los niños. También hay una pequeña capilla para los feligreses que llevan promesas a la santísima. El Monumento abre todos los días de 9:00 am a 5:00 pm, pero se puede subir sólo hasta las 4:30 pm.

Esta obra diseñada por los escultores Manuel de la Fuente y Rosendo Camargo fue inaugurada el  21 de diciembre  de 1983. El Monumento a la Paz, muestra a la Virgen María con una túnica azul sosteniendo una paloma blanca en su mano derecha, que simboliza una petición de paz para Venezuela.

Notiespartano/Mintur/EdgaliaGuerra

Una virgen treintañera se agiganta en Trujillo

Con Información de NotiEspartano

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *