Pese a la obligación, todavía cuesta pagar con tarjeta en los comercios chicos - EntornoInteligente

El Clarín / -Buenas tardes, señor. ¿Acá aceptan tarjetas?

– No, no tenemos.

“La respuesta en general se repite. Pese a que desde este domingo hasta los monotributistas de las categorías más bajas pasaron a estar afectados por la obligación de aceptar pagos con tarjetas de débito , la mayoría de los comercios chicos y prestadores de servicios -como kioscos, puestos de feria o taxistas- aún no ofrece esa posibilidad. Muchos dicen que ni siquiera estaban enterados de la medida y otros que, aunque los obliguen, buscarán la forma de seguir recibiendo sólo dinero en efectivo.

Una recorrida de Clarín por distintas zonas de Capital mostró lo que les cuesta a los clientes que no tienen billetes poder comprar en los comercios. Es que en los que son más chicos es muy difícil encontrar un posnet para pagar con el plástico.

Mirá también Tarjeta de débito obligatoria: para los comerciantes, el sistema aún es muy costoso El Buenos Aires Bus, ese colectivo pensado para que los turistas recorran la ciudad, tiene una de las paradas en el Congreso de la Nación. Pero allí, por ejemplo, ninguno de los dos kioscos que están sobre la avenida Rivadavia tiene la opción de pagar con débito. “Muchos nos preguntan, pero no tenemos”, contó una empleada, y agregó: “Hace unos meses había, pero lo sacaron y algunos clientes se quejan”. Si un extranjero que está por la zona desea comprar una gaseosa con tarjeta, no puede hacerlo.

Cerca de allí, el puesto de diarios que atiende Gustavo tampoco tiene posnet: ” No tenía idea de que era obligatorio . En ese caso, voy a tener que hablarlo con mi contadora para ver cómo resolverlo. Igualmente, ¿cuántos van a comprar un diario o revista con tarjeta? Muy pocos”, se justifica.

Un negocio de productos regionales ubicado frente a Plaza de Mayo ofrecía este domingo la posibilidad de pagar con tarjeta de débito. (Mario Quinteros)

Distinto es lo que pasa en una galería frente a Plaza de Mayo, donde en los mostradores se ve pegado un cartel que dice: “Acá podés usar tu tarjeta de débito”. Su dueño, Carlos Ramirez, lo muestra orgulloso: “Nosotros cumplimos”, dice y ríe.

La obligación fue decidida por la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) buscando reglamentar el derecho a la devolución de parte del IVA que tienen jubilados y sectores vulnerables. La medida se anunció el año pasado, cuando se definió un cronograma para que los distintos comerciantes pudieran gradualmente incorporar las terminales “posnet”. La última etapa terminó el sábado y por eso, a partir de ahora, ya todos deberían contar con un dispositivo para recibir pagos con tarjeta.

Mirá también Pago con débito: una medida que le permite a la AFIP dejar de cazar sólo en el zoológico El problema es que aún falta mucho para que todos los comercios cuenten con la opción. En algunos supermercados Clarín se encontró con excusas como que el aparato “se rompió”. Mientras que en Costanera Sur ninguno de los carritos que venden comidas al paso (como sándwiches de bondiola, hamburguesas, choripán, etc), regulados por el Gobierno de la Ciudad, ofrece la chance de pagar con el plástico.

Cerca de ahí, en la feria que vende desde artesanías hasta ropa interior, hay algunos comerciantes con el aparato a disposición, pero los feriantes creen que a ellos esta medida no los afecta : “Escuché la noticia, pero me parece que para nosotros no es”, decía un vendedor de mates, y continuaba: “De diez personas que vienen, dos preguntan si aceptamos tarjeta”.

Mirá también Pagar facturas en efectivo podría salir más caro A dos puestos de distancia, Leandro Pugliese sí tiene el posnet. Vende cuadros y por eso creyó que ofrecer esa opción lo beneficiaría, algo que pasó: “Como vendemos productos de $ 800, la gente no tiene el efectivo en la mano y esto nos mejoró. Desde que lo pusimos vendemos un 50% más”.

La AFIP le confirmó a Clarín que va a comenzar a inspeccionar que la medida se cumpla, aunque en un primer momento serán “visitas amigables” para recordar la obligación. Recién después se avanzaría con las multas de $ 300 a $ 30.000 que prevé la normativa.

El taxista Horacio Ruiz dice que la perjudica a su sector. (Mario Quinteros)

Pese a las campañas que se hicieron, entre los taxistas también es muy difícil encontrar a algunos que acepten tarjeta de débito. En una estación de servicio de la avenida Lima, este domingo había siete con sus autos mientras esperaban para cargar gas. Ninguno tenía posnet. “Lo escuché por radio, pero a nosotros nos perjudica. ¿Quién se hace cargo de la retención que cobran por ese pago? ¿Y si al aparato no le funciona el Internet? ¿Y si estoy en el Microcentro, tengo autos atrás y tengo que esperar a cobrarle al pasajero? Yo no la veo, la verdad”, se quejaba Horacio Ruiz junto a Enrique, otro de los taxistas que piensan así.

En algunos supermercados chinos Clarín se encontró con excusas como que “el posnet se rompió” o “lo estamos tramitando”. En otros ponen un límite de compra en $ 200, algo que no está permitido.

Pese a la obligación, todavía cuesta pagar con tarjeta en los comercios chicos

Con Información de El Clarín

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Entornointeligente.com