Osteoporosis, prevención ante todo - EntornoInteligente

La Prensa Libre / Usted podría tener problemas óseos y no saberlo aún La disminución de la densidad ósea es la principal característica de la osteoporosis. En el interior de los huesos de las personas con esta patología “aumenta el número y el tamaño de las cavidades o celdillas”, explica la Sociedad Española de Reumatología (SER).

De esa manera “los huesos se hacen más frágiles, resisten peor los golpes y se rompen con mayor facilidad”, detallan. Así, “las fracturas son el síntoma y la principal consecuencia de esta enfermedad”, añaden desde la SER.

De hecho, se conoce a la osteoporosis como epidemia silenciosa porque no manifiesta síntomas hasta que la pérdida de hueso es tan importante como para que aparezcan fracturas.

El hueso es un tejido vivo, en constante renovación. Por un lado se forma hueso nuevo  y, de manera simultánea, se destruye hueso envejecido (lo que se conoce como reabsorción ósea)”, expresan los especialistas de la Clínica Universidad de Navarra (norte de España).

El equilibrio

La osteoporosis aparece cuando se rompe este equilibrio “bien al disminuir la formación de hueso nuevo, bien al aumentar la reabsorción o por ambas causas a la vez”, apuntan.

Del mismo modo, la Sociedad Española de Reumatología expone que, durante toda la vida, en el interior del hueso se producen numerosos cambios metabólicos, alternando fases de destrucción y formación. “Estas fases están reguladas por distintas hormonas, como la actividad física, la dieta, los hábitos tóxicos y la vitamina D, entre otros factores”, apunta.

Esta entidad indica que la masa ósea es la cantidad de hueso (formado por proteínas y sales de calcio) que presenta una persona en su esqueleto en un momento de su vida y que depende de la edad, el sexo y la raza.

“En condiciones normales, alcanzamos la cantidad máxima de masa ósea o pico de masa ósea entre los 30 y los 35 años. A partir del momento en el que se adquiere el valor pico, existe una pérdida natural de masa, que suele ser lenta y que dura el resto de la vida”, subraya.

44 millones de estadounidenses con osteoporosis

Según datos de la Academia Americana de Cirujanos Ortopédicos, más de 44 millones de estadounidenses tienen osteoporosis o masa ósea baja. La osteoporosis se manifiesta con más frecuencia entre las mujeres mayores, aunque los hombres también corren el riesgo de padecerla.

Los especialistas de la Sociedad Española de Reumatología señalan que el pico de masa ósea de la mujer suele ser inferior al del varón. Además, con la menopausia, al cesar la producción de hormonas sexuales femeninas, algunas mujeres  pueden sufrir una pérdida de hueso más acelerada, que puede llegar a producir osteoporosis posmenopáusica.

Entre los factores de riesgo de padecer osteoporosis, la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés) señala: fumar, beber alcohol, no hacer suficiente ejercicio, tener una complexión pequeña y delgada, tomar ciertos medicamentos durante un largo periodo de tiempo, como antiepilépticos o esteroides y, por supuesto, tener más de 50 años.   No obstante, Pilar Carratalá, ginecóloga del hospital Nisa Rey Don Jaime de Castellón (este de España), afirma que, en contra de la creencia generalizada, “la osteoporosis es una enfermedad que se puede prevenir, no una consecuencia inevitable del envejecimiento”.  

La clave, una vida saludable

La especialista sostiene que la mejor prevención es “una vida saludable, dieta adecuada, ejercicio físico y evitar hábitos tóxicos”.

Una dieta óptima para prevenir la osteoporosis incluye una ingesta de calorías apropiada, así como de cantidades adecuadas de calcio y vitamina D.

Respecto al calcio, la Fundación Hispana de Osteoporosis y Enfermedades Metabólicas Óseas advierte que a diario se pierde calcio a través de la orina, del sudor, etc.

Si las necesidades de calcio son superiores al aporte, se va a producir una pérdida de la reserva, constituida por el hueso fundamentalmente”, puntualiza.

Por ello, recomienda que los niños consuman 800 mg. de calcio al día; los adultos 1.000 mg.; y las mujeres durante el embarazo, la lactancia y la menopausia, 1.200 mg.

Los productos lácteos son una importante fuente de calcio. Los especialistas de hospitales Nisa detallan que la leche de vaca, los yogures o ciertos quesos se sitúan entre los 200 y los 300 miligramos por ración.

Pero también existen otros alimentos ricos en calcio, como las sardinas en aceite, el tofu o los higos.

En cuanto a la vitamina D, el Centro Nacional de Información sobre Osteoporosis y Enfermedades Óseas de Estados Unidos destaca que el cuerpo la necesita para absorber el calcio.

“Sin suficiente vitamina D no podemos producir la cantidad necesaria de calcitriol (conocido como vitamina D activa), lo que produce que no se absorba suficiente calcio de los alimentos. Cuando esto ocurre, el organismo se ve obligado a movilizar las reservas de calcio del esqueleto, lo que debilita los huesos”, apunta.

Esta entidad explica que la vitamina D se puede obtener de tres formas: a través de la piel, con la ingesta de ciertos alimentos y por medio de suplementos.

“La vitamina D se produce de manera natural en el cuerpo después de la exposición a la luz del sol”, aclara.   El doctor Augosto Focil es el presidente y cofundador de la Fundación Hispana de Osteoporosis en California. EFE/Yasmín Rincón

Osteoporosis, prevención ante todo

Con Información de La Prensa Libre

www.entornointeligente.com

Visite tambien www.mundinews.com | www.eldiscoduro.com | www.tipsfemeninos.com | www.economia-venezuela.com | www.politica-venezuela.com | www.enlasgradas.com | www.cualquiervaina.com | www.espiasdecocina.com | www.videojuegosmania.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Add comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




Instagram

Username or hashtag @entornointeligente is incorrect.