Indagatoria sobre el colapso del Bolívar Fuerte... - EntornoInteligente

Varias veces el Presidente Chávez expuso durante los años 2007 al 2012, las tres fases necesarias para el fortalecimiento monetario de Venezuela frente al dólar: Bolívar de latón, Bolívar fuerte y Bolívar oro…a partir de la instalación de la reconversión monetaria puesta en vigencia el 1 de enero de 2008.

Hagamos un poquito de historia sobre el bolívar de latón y su colapso…

No es de hoy esta guerra monetaria entre USA y Venezuela. hemos sido víctimas de una guerra monetaria emprendida por los Estados Unidos desde el momento en que se produce la disolución de la Gran Colombia. José Antonio Páez, propulsor de la ruptura, increíblemente coincide con Santander en la búsqueda de alianzas económicas con los Estados Unidos, al promover en 1838, la acuñación en Venezuela de la moneda “el Aguila Americana”, moneda de una onza de oro con un peso en ese metal de 32 gramos. El pueblo venezolano la bautizó con un sobre nombre: “la morocota”. Los gringos siguieron la leyenda del dorado; buscaban el oro del Callao, cuyos fabulosos depósitos fueron encontrados en el lecho del rio Yuruari. La morocota fue la moneda que circulo en una sociedad totalmente empobrecida por causa de dos guerras, para independizarse del Imperio Español y la Guerra Federal, cruenta confrontación armada entre los caudillos de la independencia.

Derrotado Páez en la Guerra Federal, surge por obra del presidente Antonio Guzmán Blanco, nuestra primera moneda “el venezolano”, de breve circulación que dio paso al “bolívar”, acuñado en oro y plata, riqueza que luego enfrentó y derrotó con el “pachano” a la “morocota” norteamericana, antes de avenimiento de la era petrolera. Las monedas de metales preciosos fueron acuñadas desde 1879 hasta 1962. Por una acción de guerra contra el comunismo Venezuela abandonó la acuñación de monedas de oro y plata.

El bolívar de latón, moneda de aleación de níquel y acero, fue inaugurado por Rómulo Betancourt en el año de 1963, para entregarle a USA, las 1.200 toneladas de de oro plata representadas por decenas de miles de piezas, producidas en 127 series de acuñación. Gran parte de las reservas monetarias de Venezuela fueron de libre circulación en la calle, las portábamos en nuestras carteras, como actividad normal de custodia del pueblo venezolano.

Esas reservas fueron requeridas por el presidente norteamericano Lyndon Jhonson entre los años 1964 y 1965 y su entrega fue materializada por el presidente Raúl Leoni, en la que participó activamente como intermediario el presidente Carlos Lleras Restrepo de Colombia…a cambio de qué?…, de nada!!!. No se conoce documentalmente, qué o cuánto, recibió Venezuela de parte de USA a cambio del tesoro nacional entregado. La histeria anticomunista aturdió a nuestros gobernantes de esa época.

A partir del año 1965 entró en circulación el bolívar de latón…Con su vigencia, los Estados Unidos habían dado un rudo golpe a la economía venezolana al DESVALORIZAR EN MENOS DE UN AÑO EL SIGNO MONETARIO VENEZOLANO, PARA IMPONER AL DÓLAR COMO MONEDA DE RESERVA Y SOPORTAR EN DOLARES EL BOLIVAR CIRCULANTE.

Era necesaria esta operación de desbancar el capital venezolano, para que pudiera posicionarse el dólar americano como el instrumento de capitalización de las inversiones norteamericanas en Venezuela, porque esas inversiones, sobre todo las efectuadas en petróleo y hierro desde principios del siglo 20, se encontraban valorizadas en bolívares y no en dólares, pues ERAN PROPIEDAD DE LA REPÚBLICA, pero esos activos comenzaron a VALORIZARSE contablemente en dólares por parte de la CREOLE, SHELL, GULF, MOBIL, TEXACO, ORINOCO MINING, entre otras, es la razón por la cual el gobierno norteamericano exigió al presidente Carlos Andrés Pérez en 1975, el pago en dólares de la indemnización por causa de la no renovación de las concesiones a las empresas trasnacionales, por parte de Venezuela. La izquierda siempre la calificó de “nacionalización chucuta”.

El colapso del Bolívar Fuerte

El Bolívar fuerte es decretado por el presidente Chávez, con un nuevo sistema monetario que rompía con el patrón dólar, derivado del acuerdo de Bretton Woods de 1944 y superaba la perversa dolarización impuesta por USA a Venezuela durante los gobiernos de Acción Democrática y Copei, CON SU SECUELA DE DEUDA EXTERNA, INCREMENTO DE LA DEPENDENCIA DE CAPITALES EXTRANJEROS, ATRASO, INFLACION, DESEMPLEO, PRECARIEDAD, POBREZA E INDIGENCIA.

El 1 de enero de 2008, Chávez puso en vigencia el nuevo sistema monetario de Venezuela, y en el año 2010, promulgó un sistema de leyes y resoluciones en desarrollo del Art. 318 de la Constitución, para garantizar el nacimiento, fortaleza y defensa de la nueva moneda, deslastrándola del dólar americano y los recetarios del Fondo Monetario Internacional; el Comandante adoptó la decisión para desarrollar nuestra economía utilizando recursos propios, sin endeudarse, ni depender del capital trasnacional.

Ahora, ya, en 2018, con una visualización clara del rumbo trazado por Chávez en el Plan de la Patria, Venezuela es calificada por Estados Unidos como una peligrosa amenaza…secuestrando nuestras finanzas internacionales e imponiendo una peligrosa súper devaluación de nuestra moneda motorizada por la página de internet dólar today y en coordinación con el sector privado de la economía venezolana, que ha inducido una hiperinflación, combinadas con la acción de guerra por parte del gobierno colombiano para la sustracción de las dos terceras partes de la M1 o masa monetaria en efectivo y re-inyectar desde Cúcuta, a través de la banca privada nacional en el torrente monetario, dinero tóxico no emitido por el BCV.

Este asedio monetario ha precarizado el ingreso de los venezolanos, reduciendo su ingreso per cápita a niveles muy por debajo a los estándares internacionales para países emergentes. Al imponerse la dinámica del deterioro del ingreso real del venezolano, entró inevitablemente en crisis el Producto Interno Bruto, se distorsionó la estructura de costos y precios del sistema de valores inmobiliarios e instrumentos fiduciarios tangibles, con agudización de la crisis de seguridad en la prestación de los servicios vitales a la población, combinado con el morbo de la corrupción que abre camino al grave atentado contra el corazón de Venezuela, su industria petrolera.

Pero quienes jugaron a la hiperinflación, bancos, industriales, grandes grupos inmobiliarios, contratistas, repuesteros, ferreteros, pequeños panaderos y bodegueros, comerciantes, hoy también son víctimas de su propia conducta conspirativa…no solo arruinaron al pueblo…se arruinaron ellos mismos!!

Finalmente, colapsa la moneda bolívar fuerte y el presidente Nicolás Maduro abre paso libre al Petro como cripto moneda y el Bolivar Soberano

El Petro y el Bolívar Soberano

El 20 de febrero de 2018, el presidente Maduro anuncia la puesta en vigencia del petro, bajo modalidad de cripto moneda y el 15 de marzo anuncia la entrada en circulación programada para el 4 de junio de 2018 del Bolivar Soberano (Bs.). en el interés de darle al dólar y la cofradía de delincuentes que lo quieren imponer, su verdadero y cooperativo rol en Venezuela.

Saludo el petro como criptomoneda que facilita el camino para desbloquear la economía venezolana castigada ilegalmente por el capitalismo mundial, especialmente por Donald Trump..

Un petro es equivalente a un barril de petróleo, para respaldar con objetivo fiduciario y de confianza, a la nueva moneda venezolana, hagamos pues que la creciente masa de venezolanos que confían hoy más en el dólar que en el bolívar, regresen a incorporarse a los valores fundamentales de la patria, empleando para su economía familiar el petro. Por tanto, estimo que el Bolivar soberano debe tener el mismo valor monetario atribuido al petro: Bs. 1 = 1 Petro

El bolívar soberano, debe tener a partir de su fecha de lanzamiento el mismo valor del petro, significa de entrada un valor que tiene de cabeza a muchos economistas, porque si el petro tiene el respaldo aproximado a $ 60 USD, o de 326 Yuanes (valor de un barril de petróleo). Eso coloca a la moneda norteamericana con una paridad inferior al bolívar soberano, tanto a nivel internacional, como nacional…esto inmediatamente se convierte en un punto de negociación diplomática y económica con USA y el FMI, tal y como Corea del Norte obligó a USA, al disponer de un misil portador de una ojiva nuclear para ser explotada en Washington lanzada desde la península coreana.

A partir de estas primeras reflexiones, he propuesto lo siguiente:

Si el bolívar soberano inicia el 4 de junio con tres ceros menos que el valor nominal del bolívar fuerte a su circulación actual, propongo que el sistema del salario per cápita de los venezolanos se mantenga con sus tres ceros, para que apenas recupere tan solo el mil por ciento del diez mil por ciento perdido en 8 años según cifras del BCV y recupere parcialmente el poder adquisitivo que tuvo para el año 2010. Esta decisión monetaria afecta sin duda la economía real, pero va dirigida a recuperar el ingreso real individual, hoy destruido, restituir los equilibrios vitales del consumo y de la interrumpida circulación de mercancías importadas, negada al pueblo venezolano, por causa de la dolarización real de la economía venezolana inducida por Estados Unidos, a través de la página dólar today en su empeño en destruir la Revolución Bolivariana.

No es mera ilusión…invito a estudiar, con fundamento al análisis económico de dos planteamientos, que hicieron hace muchos años los economistas Jose Antonio Mayobre y D.F. Maza Zavala sobre este asunto:

“El desarrollo económico es en su esencia un problema de inversión de capitales. Las finalidades que se persiguen, tales como el máximo aprovechamiento de los recursos físicos y humanos para mejorar el nivel de vida de la población, no pueden obtenerse sin el aumento del capital por persona que trabaja, a fin de elevar la productividad y hacer con ello posible el incremento del ingreso real individual. La alternativa al aumento de capital por persona sería para algunos una redistribución del ingreso a través de la socialización de la riqueza o de medidas fiscales. Sin negar la necesidad que pueda haber en una sociedad dada de una mejor distribución del ingreso o de la conveniencia de usar una política semejante para favorecer el proceso de desarrollo, o mitigar desequilibrios sociales que el mismo pueda originar, parece poco discutible que es muy limitado su efecto en cuanto a la posibilidad de elevar sustancialmente el ingreso real per cápita y asegurar su crecimiento posterior. El desarrollo, en el sentido de aumento de capital real por persona, sigue siendo un concepto válido aun en una economía socializada.” José Antonio Mayobre. Revista BCV Suplemento de la Revista BCV • Vol. XXI. N° 1. Caracas, enero-junio 2007) p.38-39

“La inflación, según mi modo de pensar, es un fenómeno complejo que se expresa en el campo monetario, pero que tiene sus raíces internadas en la economía real, en la producción, la inversión, el consumo, la circulación de mercancías y los desequilibrios estructurales de factores. Pretender reducirlo a una causa única, la monetaria, es tomar el camino del análisis parcial, bajo la condición ceterts paribus, o asumir que la corrección del desequilibrio monetario es suficiente para que, automáticamente, los otros desequilibrios económicos se corrijan.” LA CAJA DE CONVERSIÓN: UN MECANISMO MONETARISTA. D.F. Maza Zavala. Obras escogidas BCV. 1996. P.40