ESPAÑA: "No estamos de acuerdo con el entusiasmo por Europa" - EntornoInteligente

Cinco Dias / Didier Saint-Georges es miembro del comité de inversiones de Carmignac Gestión. Desde 2007 la gestora francesa ha cuadruplicado el patrimonio que administra, situándolo cerca de los 50.000 millones de euros. Un crecimiento que ha provocado, en ocasiones, envidia entre sus competidores.

Su filosofía está centrada en el rendimiento. Sus dos principales fondos, Carmignac Investissement (acciones) y Carmignac Patrimoine (acciones y bonos) rentaban al cierre del primer trimestre un 12,64% y un 11,11%, respectivamente, en el acumulado a tres años. Entre sus retos más inminentes, encontrar las inversiones que mejor puedan capear el entorno deflacionista.

Pregunta. ¿Cómo ha cambiado el negocio de los fondos desde la crisis? Respuesta. Ha provocado una gran polarización entre la gestión activa y pasiva. Paradójicamente, la gestión pasiva ha ganado mucho terreno. Algunas razones tienen que ver con el entorno regulatorio y con que muchos gestores activos no lo han hecho demasiado bien durante los peores momentos de la crisis, por lo que no podían justificar sus comisiones.

P. Precisamente Carmignac no utiliza la gestión pasiva. R. Claro que no. Este crecimiento en la gestión pasiva [replican los índices] se está llevando a cabo por la puerta de atrás. Es decir, a través de fondos que se dicen activos pero cuyo rendimiento en realidad está siempre muy próximo al de los índices. Este modelo de gestión está muy cerca de la gestión pasiva. Sin embargo, nuestro modelo de negocio, el cual llevamos 25 años defendiendo, es verdadera gestión activa. Es decir, tomamos fuertes perspectivas a largo plazo y aceptamos una gran divergencia con el comportamiento de los índices. Esto es lo que nos ha llevado a obtener un rendimiento muy fuerte a largo plazo y a ser muy efectivos en la protección del capital durante la crisis.

“Apostamos por tecnología y sanidad. Nos interesa la monetización de los flujos de internet a través de los dispositivos móviles”

P. Pero entra en juego el riesgo… R. Solo si aceptas el riesgo que supone separarte de la expectativa del índice puedes protegerte cuando este colapsa. Además, únicamente así puedes batirlo materialmente a largo plazo. Creo que esta crisis ha puesto mucha presión en aquellos gestores orientados hacia estrategias casi pasivas y ha reforzado los modelos de gestión puramente pasivos y baratos. Pero, además, ha beneficiado a los modelos verdaderamente activos, con gestores convincentes con estrategias a largo plazo.

P. ¿Se ponen algún objetivo de patrimonio? R. No tenemos objetivos en términos de patrimonio. Nuestro negocio es asegurar un rendimiento para la cartera de nuestros clientes a largo plazo y proteger su dinero cuando es necesario. Si equivocáramos las prioridades y empezáramos a hacerlo al revés, es decir, que nuestro objetivo fuera crecer en patrimonio, sería un error. Estamos convencidos de que si te centras en el rendimiento a largo plazo de la cartera, el patrimonio se cuidará solo.

P. ¿Cuál es su relación con la banca privada después de las diferencias de 2008 con BBVA y Santander? R. El rendimiento de Carmignac Patrimoine fue tan espectacular en 2008 que provocó mucha competitividad. Desde entonces la situación se ha normalizado. Ya no es un problema, el tiempo también ha hecho su trabajo y la relación se ha normalizado.

P. Su estrategia está muy basada en tipos de activos más que en crecimiento y valor. ¿Cuáles serían esos activos? R. Nuestro estilo de inversión siempre se ha basado en hacer un riguroso análisis macro y desde ahí llegar a áreas de inversión que muchas veces atraviesan mercados. Ahora nos interesa, por ejemplo, el sector tecnológico, sobre todo la monetización de los flujos de internet a través de dispositivos móviles. También estamos prestando mucha atención a las oportunidades que está creando la evolución de las necesidades sanitarias en los mercados emergentes. Es muy importante intentar entender cuál será la medida de la recuperación económica en EE UU, la UE, Japón y su impacto en los mercados de renta fija, variable, divisas, etc.

“Entre los países emergentes, Brasil no es atractivo; México e India, sí”

P. Han redoblado su apuesta por EE UU. ¿Cuáles son los riesgos? R. Nuestra visión del mundo ahora es que hay una muy fuerte presión deflacionista provocada por el proceso de desapalancamiento mundial. La cuestión fundamental para el inversor es saber quién va a ser el ganador y quién el perdedor. Qué países, qué sectores, qué empresas van a manejar mejor esas presiones deflacionistas. Hay dos países en una mejor posición: EE UU y Japón. Europa, sin embargo, está muy expuesta porque la demanda interna es muy débil, el euro está caro. No estamos de acuerdo con el entusiasmo generalizado por Europa. Aunque esté empezando la recuperación y las cosas tengan mejor aspecto que hace seis meses, la lucha contra las presiones deflacionarias es muy difícil.

“Los más atractivos son los ‘high yield” P. ¿Cuáles son las opciones con mejor rentabilidad? R. Nos fijamos en deuda corporativa. Los más atractivos son los bonos high yield . En cuanto a sectores, las mejores valoraciones están en el sector bancario. Otra área interesante es la de los bonos soberanos de países periféricos. Los diferenciales con Alemania siguen siendo atractivos.

P. ¿Qué le parecen los cocos (bonos convertibles)? R. Si analizas bien las condiciones de la conversión, puedes capturar una rentabilidad interesante con un riesgo asumible. También estamos prestando mucha atención a compañías que tienen unos fundamentales muy buenos pero que salen al mercado por primera vez, por lo que son poco conocidas y tienen que pagar una rentabilidad mayor. Es una cuestión de analizar y seleccionar los emisiones adecuadas.

P. ¿Qué oportunidades ven en renta variable? R. Creemos que ahora es el momento de las compañías que tienen marcas fuertes y con capacidad de fijar los precios y mantenerlos incluso en un entorno deflacionista como este. Empresas como Inditex, que están en el sector del consumo con un sólido modelo de negocio, serán capaces de hacerlo mejor.

P. ¿Y en materias primas y emergentes? R. No es un mercado homogéneo. Desde el verano pasado las diferencias han crecido. Más que nunca es muy importante seleccionar bien tu posición. Creemos que Brasil no es atractivo; México e India sí lo son. En cuanto a las materias primas, el indicador más fuerte a corto plazo es China. Su crecimiento va a seguir por debajo de lo que el mercado espera y, por lo tanto, las valoraciones seguirán siendo limitadas.

Con Información de Cinco Dias