ESPAÑA: Cuatro detenidos más en Pamplona por los incidentes de la huelga de estudiantes del 27 de marzo - EntornoInteligente

ABC de España / Más de un mes después de los graves incidentes que se produjeron en la jornada de huelga de estudiantes , las investigaciones que realiza la Policía continúan dando sus frutos. Este lunes por la tarde se han practicado otras cuatro detenciones relacionadas con los destrozos y agresiones a los agentes que se produjeron aquel 27 de marzo. Dos de los cuatro detenidos esta tarde contaban ya con antecedentes policiales.

A los jóvenes detenidos este lunes se les acusa concretamente de participar presuntamente en el ataque a un Burguer King y a una entidad bancaria situados en la calle Mercaderes de la capital navarra. El restaurante de comida rápida se encontraba abierto en el momento del ataque, por lo que los clientes que se encontraban en el interior vivieron momentos de gran peligro para su integridad física.

Con los detenidos esta tarde suman ya 24 las personas relacionadas con aquellos incidentes que han pasado por dependencias policiales y han sido encausadas. La mitad de ellos, 12, son menores de edad. Los otros doce son mayores de edad. Todos ellos están acusados de desórdenes públicos y de atentado a la autoridad o daños y, salvo los cuatro detenidos esta tarde que todavía no han pasado a disposición judicial, el resto se encuentran en libertad con cargos.

La jornada del 27 de marzo fue la más violenta en Pamplona desde las huelgas generales de 2012 y los radicales causaron importantes destrozos en el mobiliario urbano así como en distintas entidades bancarias situadas en el casco antiguo de la ciudad. Los incidentes se iniciaron al finalizar una manifestación de estudiantes convocada por la mañana cuando varias decenas de jóvenes se enfrentaron a la Policía arrojándoles piedras y botellas. Incluso volcaron un vehículo del Ayuntamiento de Pamplona. En el edificio Consistorial también provocaron diversos destrozos.

Tras una manifestación no autorizada que se celebró por la tarde, un numeroso grupo de personas aprovecharon que en algunos edificios del centro de Pamplona se estaban realizando obras de reparación en las fachadas para hacerse con el material de construcción y con ello hacer barricadas , destrozar distintas entidades y locales y arrojar todo tipo de objetos a los agentes antidisturbios que se habían desplegado por el Casco Antiguo.

Con Información de ABC de España