El misterio del tercer hombre - EntornoInteligente

ENTORNOINTELIGENTE.COM / Pagina 12 / El asesinato del colombiano Carlos Alberto Camacho Gutiérrez es un enigma que no será fácil de resolver para la fiscal Cristina Caamaño. A través de los celulares de Camacho Gutiérrez y de su novia, Solange Trujillo, se tratará de buscar algún camino hacia el hombre que los acompañaba en el momento del crimen: un sujeto que se presentó como El Diablo y que Solange dice no haber visto antes. Tampoco lo podría reconocer porque –según contó ante la fiscal– el individuo estaba con una gorra y anteojos oscuros. Lo que sí está claro es que en el momento en que les dispararon a Carlos Alberto y a Solange, El Diablo desapareció, es decir que se supone que era parte del plan homicida. Un sujeto del mismo nombre de la víctima, Carlos Alberto Camacho Gutiérrez, aparece condenado en 2009 a una pena de cuatro años de prisión en Bogotá por integrar una asociación ilícita y ser custodio de un cártel narco. Por ahora no se han podido cotejar los números del documento colombiano con quien fue asesinado acá. Lo más probable es que no se trate de la misma persona, dado que el hombre acribillado en Palermo estuvo en la Argentina en 2011, cuando se supone que en base a aquella condena debía estar en la cárcel.

En la fiscalía están convencidos de que investigan un crimen narco, entre otras cosas porque las cuentas de Camacho Gutiérrez no cierran. Según Solange –que declaró en el Hospital Fernández–, su novio trabajaba como fotógrafo en fiestas y eventos, una actividad que, en cuanto a ingresos, no parece encajar en la cantidad de dinero mensual que gastaba y los viajes que hizo. Solange no hacía ningún aporte al presupuesto: no trabaja, sólo estudia inglés. En el edificio de Vicente López donde ambos vivían, entre el alquiler y las expensas se iban más de 10.000 pesos, y la lógica indica que la pareja no gastaba menos de 30.000 o 40.000 pesos mensuales. Por ahora, el vínculo con el narcotráfico sólo surge de especulaciones como ésta y de las características del crimen: dos motoqueros que dispararon a sangre fría, con perfil de sicarios. Solange no pudo –o no quiso– aportar elementos: dice que se relacionó con Carlos Alberto hace sólo seis meses y habrá que descontar la época de las fiestas de fin de año que las pasó en Colombia. Lo único que reveló es que pedaleaban con Camacho Gutiérrez adelante, ella en el medio y El Diablo atrás, y cuando cayó, producto de las balas, el desconocido ya se había hecho humo.

Por ahora, la fiscal y el titular de Migraciones, Martín Arias Duval, piensan que la identidad de Camacho Gutiérrez es la real, ya que desde 1997, es decir durante los últimos 17 años, entró y salió de la Argentina con un documento a ese nombre. Sin embargo, la fiscal Caamaño mandó las huellas digitales al país del café para ver si oficialmente le dieron otra identidad, algo que sucedía al final de la década de los ’90, después de la muerte de Pablo Escobar. Se les daba nuevo nombre y nuevos documentos a los que aportaron datos a las causas judiciales y querían salir del país.

Las otras expectativas de la investigación están en una inspección de la vivienda de Camacho Gutiérrez y Trujillo. El pedido de ingreso se lo presentó la fiscal a la jueza Wilma López, quien seguramente dará el visto bueno. No se va a tratar de un allanamiento, porque la pareja es la víctima del delito. También la fiscal tiene desde ayer las imágenes originadas en distintas cámaras de las cercanías del lugar en el que se cometió el crimen. La División Homicidios tendrá que revisar lo que surge de esas cámaras para ver si se puede identificar la moto. Sin embargo, en ese terreno las expectativas no son muchas.

[email protected]

www.entornointeligente.com

Visite tambien www.mundinews.com | www.eldiscoduro.com | www.tipsfemeninos.com | www.economima-venezuela.com | www.politica-venezuela.com | www.enlasgradas.com | www.cualquiervaina.com | www.espiasdecocina.com | www.videojuegosmania.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Entornointeligente.com