ECUADOR: Fin de ley de plusvalía alienta a constructor - EntornoInteligente

El Mercurio / Aunque ley fue derogada por la Asamblea, constructores aún están temerosos.

Lastimosamente los proyectos no arrancan de la noche a la mañana solo con “expectativas”, hay un tiempo que se toma cada plan constructivo, advirtió Jorge Molina, ingeniero civil, constructor desde hace 18 años.

Se refirió a las expectativas que genera al sector de la construcción la derogatoria de la Ley Orgánica para Evitar la Especulación sobre el Valor de las Tierras y Fijación de Tributos o Ley de Plusvalía.

Dicho cuerpo legal -establecido en el gobierno anterior- fue derogado el 16 de marzo de 2018 en la Asamblea Nacional con votos a favor de 97 legisladores que acogieron la decisión de la población expresada en la Consulta Popular del 4 de febrero de 2018; y, se abstuvieron de votar 18 legisladores correístas.

Molina es reacio a ser muy optimista una vez derogada la Ley, porque los problemas en la construcción vienen de atrás “esta ley fue la estocada final que nos dieron a los constructores, pero los problemas económicos del Ecuador y la falta de liquidez en el país nos complicó bastante; esta ley fue el remate en donde la gente perdió total confianza en invertir y hemos tenido grandes complicaciones para vender proyectos”.

Dinero

Ahora, Molina espera que los potenciales compradores saquen el dinero del banco y reinviertan en propiedades.

Pero “por lo que pueda pasar”, revela que fortalecerán los proyectos también fuera de la ciudad y ya no solo enfocados a la construcción de vivienda, sino centros comerciales.

Es que muchos constructores no solo están agobiados por estos temas, sino por las exigencias municipales que “nos retardan, estacan y hacen costosos a nuestros proyectos, ya que demoran en aprobarlos”.

El presidente de la Asociación de Corredores de Bienes Raíces (Acbir) del Azuay, Adrián Rodríguez, asegura que la derogatoria es positiva porque permitirá recuperar el crecimiento del sector inmobiliario.

Impuesto

Denuncia que este era un impuesto muy cuestionado que afectó al sector inmobiliario incluso antes de su vigencia, desde 2015 el mercado de bienes enfrentó un estancamiento que se agudizó en 2017, con esta ley.

Rodríguez afirma que proyectos paralizados, caída en los precios de los inmuebles y desempleo son las consecuencias más evidentes estos últimos años.

Revela un estudio de Acbir “desde el resultado de la Consulta Popular, gente del extranjero que estuvo ausente el último año para sus inversiones, nuevamente recupera el interés por invertir en el país”.

Además destaca que la banca también ha impulsado campañas de colocación de créditos hipotecarios y los constructores empiezan a planificar y reactivar proyectos; y, las Notarías también reflejan este resultado.

Finanzas

José Jaramillo, presidente de la Cámara de la Construcción de Cuenca (CCC), considera que este es el momento de buscar los incentivos necesarios para que el inversionista nuevamente inyecte el flujo necesario a la construcción.

Se refiere a lo financiero, y destaca la presentación que hizo el Gobierno referente a nuevos incentivos de la Corporación Financiera Nacional y el Banco del Pacífico para constructores y compradores de vivienda.

Estos paquetes financieros son: para los compradores, hasta 20 años plazo con una tasa de interés del 4% al 6%, según la vivienda y seis meses de gracia. Y para los constructores 8% de interés, cinco años plazo y dos años de gracia. Según Jaramillo, estos incentivos son “un respiro al constructor”. (ACR)-(I)

TRABAJO PARA JÓVENES

María Paz Torres, de 29 años, arquitecta graduada hace cinco años, con una Maestría en Diseño de Interiores, dice que es “bastante esperanzadora” la derogatoria de la ley de plusvalía, ya que desde su vigencia hubo un bajón súper fuerte en la construcción, se paralizó, la gente tenía mucho miedo y no compraba.

“Para una gran parte de la nueva generación de arquitectos, el trabajo en la construcción se volvió bastante complicado”, comenta.

José Vélez, ingeniero civil, dedicado 15 años a la construcción, recuerda que cuando recién apareció esta ley “creo que todas las personas que vivimos de la construcción nos sorprendimos porque bajó bastante el trabajo, en especial la construcción privad”.

Aunque está conforme con la eliminación de esta ley, advierte que “hay que esperar un momento para ver cómo mismo va a beneficiarnos a los constructores, ojalá sea de la mejor manera y se reactiven todas las obras que están paralizadas”. (I)

CIFRAS

1

recordatorio hace Acbir, la ley de Plusvalía siempre existió, pero calculando solo el 10%; y, coexisten otros impuestos adicionales que inciden en la especulación del suelo en Cuenca.

4

impuestos adicionales: pago por derecho oneroso o suelo urbanizado, equipo comunitario, cambio de uso de suelo, pago al Estado por obras públicas de hasta 50% el valor del inmueble por Contribución de Mejoras.

4

en el puesto cuatro está ubicado el sector de la construcción, dentro de la producción del Producto Interno Bruto (PIB), después de petróleo, manufactura y comercio, señala la Cámara de la Construcción.

CONTROL

Para el expresidente de la Cámara de la Construcción de Cuenca (CCC), Pedro Medina, con la derogatoria de esta norma se quitó de encima al sector de la construcción una presión sicológica muy grande sobre las inversiones que podían hacerse.

Lo primero que solicita Medina es que se genere una “ratificación” de que no va a existir una nueva ley “parecida” a la plusvalía, porque ello sería nuevamente crear incertidumbre, lo que ya ha demostrado que conlleva consecuencias.

En este contexto, señala que es clave que “los municipios tomen ya cartas en el asunto directamente en el control de la plusvalía exagerada a través de medidas como: incluir en el plan de ordenamiento territorial ciertas zonas de expansión con restricciones de venta, con reconocimiento de la inversión privada, porque resulta que el inversor privado hace las obras y el municipio no permite que él pueda recuperar a través de los beneficiarios directos que pueden ser sus vecinos, ciudadelas colindantes, etc.”.

Esto, advierte Medina, repercute directo en el precio final del promotor privado y lógicamente ese costo que realmente resulta oneroso hace que los terrenos ya urbanizados suban de valor.

En estos últimos meses, Medina ha observado que el sector inmobiliario ha retomado por lo menos lo que es planificación en proyectos de inversión e iniciación real de obras. (I)

Me gusta: Me gusta Cargando… ECUADOR: Fin de ley de plusvalía alienta a constructor

Con Información de El Mercurio

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi