COLOMBIA: La poderosa secta que ha comprado más de 16.000 hectáreas en el Meta - EntornoInteligente

El Tiempo de Colombia / El movimiento irregular de decenas de ciudadanos con pasaportes mexicanos y bolivianos por Meta puso en alerta a agentes antimafia de Estados Unidos y de Colombia, que vienen investigando la avanzada criminal en el país del poderoso cartel de Sinaloa.

En un primer rastreo encontraron que los extranjeros estaban pidiendo visas de inversionistas y que empezaron a comprar de manera masiva tierras en zonas que antes tenían fuerte presencia de narcoparamilitares. En menos de un año adquirieron parcelas y fincas que englobaron en tres grandes haciendas, bautizadas como Liviney, Australia y La Florida, ubicadas a 90 kilómetros del casco urbano de Puerto Gaitán, Meta.

“La gente de la región dice que les pagan de contado, y empezaron a registrar importaciones por cerca de 2,5 millones de dólares, en las que traen maquinaria pesada y de Estados Unidos, Canadá, Japón y México”, le dijo a este diario un agente federal.

EL TIEMPO indagó en la zona y estableció que de lo que realmente se trata es de tres colonias agrícolas de una congregación menonita: una secta religiosa cristiana y pacífica cuyos orígenes se remontan a territorios suizos en el siglo XVI. Todos hablan alemán antiguo y no se mezclan con otras razas.

Esta proviene de una colonia más grande conocida como Manitoba, afincada en Chihuahua (México). De hecho, allí dijeron que el Gobierno colombiano invitó a los líderes de la colonia a comprar tierras en Colombia. Pero el dato es falso.

“Desde 2016 empezamos a ver niños rubios y mujeres silenciosas con vestidos largos. Todos hablan con un acento raro, y sus líderes comenzaron a negociar parcelas. Para hacer la finca Liviney compraron más de 130 propiedades y las pagaron de contado”, le aseguró a este diario un comerciante de Puerto Gaitán.

COLOMBIA: La poderosa secta que ha comprado más de 16.000 hectáreas en el Meta

Con Información de El Tiempo de Colombia

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Entornointeligente.com