Cien mil multas triplicarán ingresos de la Intendencia - EntornoInteligente

El País / Compartir esta noticia SEGUIR Introduzca el texto aquí El intendente Martínez junto al director de Movilidad, Pablo Inthamoussu. Foto: F. Ponzetto Al total de 26 millones deberá agregarse los ingresos por más variantes de multas, desde las aplicadas en zonas de estacionamiento tarifado hasta por circular sin permiso y otras que sancionan más de un centenar de faltas previstas por la normativa departamental.

En los diez años anteriores, el monto global promedio de ingresos por la aplicación de todos los tipos de multas de tránsito existentes se situó entre 9 y 10 millones de dólares, casi tres veces menos que ahora.

Durante 2015, por ejemplo, los inspectores permitieron que la IMM recaudara más de US$12 millones por multas. Un año antes, las infracciones de tránsito dejaron a las arcas municipales US$ 9,5 millones. En 2013 fueron US$ 8.400.000 y en 2012 US$ 10.305.000.

Según el informe brindado en la tarde de ayer, la mayor parte de las multas, sumadas solo por cruce con luz roja y por exceso de velocidad, se aplicaron en la rambla 38.462; 12.049 en la Avenida Rivera y 15.787 en Avenida Italia.

Hasta el mes de noviembre se establecieron entre 8.000 y 9.000 multas por mes. Y también al mes se fiscalizaron 8 millones de vehículos que circulan en las calles en donde opera el Centro de Gestión de Movilidad. Por tanto, uno de cada mil vehículos fiscalizados terminaron recibiendo algún tipo de sanción.

La mayor cantidad de multas por cruzar con luz roja o por exceso de velocidad se repartieron entre autos, camionetas y camiones (75.655); las motos recibieron 16.629 multas.

Debido a la misma infracción, los taxis tuvieron 5.215 multas, y entre ómnibus urbanos e interurbanos sumaron casi mil sanciones. Hasta los vehículos oficiales figuran en las listas, recibiendo 20 multas por cruzar o doblar a la izquierda con luz roja y 208 por exceso de velocidad.

Centro de Gestión de Movilidad donde se realiza fiscalización eléctrica. Foto: F. Ponzetto Lugares críticos. En algunos puntos de la ciudad en donde pocos conductores se han salvado de las multas, por ejemplo en Coimbra y Motivos de Proteo, se ha observado un cambio en la cultura del manejo a medida que avanzó el año 2017. Desde abril hasta agosto, las infracciones bajaron a menos de la mitad, y aunque aumentó levemente el promedio diario en septiembre y octubre, volvió a descender en noviembre, mes en que se colocaron menos multas en todo el período relevado.

En abril y mayo de este año se dio también la mayor cantidad de infracciones medidas por exceso de velocidad, y desde junio, si bien se nota una disminución, la gráfica sube y baja, aumentando las faltas en noviembre respecto a octubre.

Siniestralidad. En 2017, en la zona de jurisdicción departamental de la Intendencia, no contando por ejemplo los accesos a Montevideo, se registró una rebaja del 14,1% en la cantidad de heridos graves y del 37,6% en la de fallecidos, es decir 176 heridos menos y 48 fallecidos menos que en 2016.

En todo el departamento de Montevideo, este año 2017 se registró una disminución del 13,1% en la cantidad de heridos graves y del 23,8% en la de fallecidos. Esto equivale a 180 heridos graves menos y 35 fallecidos menos.

En este año, en todo Montevideo hubo 105 siniestros de tránsito fatales y 1.048 graves, con un saldo de 1.190 heridos graves y 112 fallecidos.

El tramo horario en el cual ocurrieron más accidentes graves es el de 16:00 a 20:00 horas; y le sigue el de 12:00 a 16:00 horas. Los lunes y los viernes fueron los días en los que se dio la mayor cantidad de siniestros de gran entidad.

El 48% de los fallecidos en siniestros viales viajaba en moto, el 30% eran peatones, el 17% iba en auto y el 4,5 en bicicleta. En cuanto a la evolución de fallecidos según el medio de transporte en que viajaban al momento del siniestro, el descenso de víctimas fatales se dio entre los usuarios más vulnerables; el más notorio es el de tripulantes de motos: bajó de 75 (promedio 2014-2016) a 54 en 2017, o sea: disminuyó la cifra en casi un 30%.

También bajó el número de peatones fallecidos, de 41 a 34 y el de ciclistas, de 8 a 5. No se registraron fallecidos que viajaran en ómnibus.

Para analizar la siniestralidad se recurrió a datos del Sistema de Información Nacional de Tránsito que gestiona la Unidad Nacional de Seguridad Vial.

En la actualidad, en Montevideo las arterias monitoreadas por el Centro de Gestión de Movilidad que cuentan con mayor número de equipos de fiscalización electrónica son la rambla desde la escollera hasta Barradas (en donde hay siete puntos de control), la Avenida Rivera, con cinco puntos de control y Avenida Italia, con cuatro puntos de control.

Primer balance. En la presentación de todos estos datos, realizada ayer en la sala Ernesto De los Campos de la Intendencia de Montevideo, el director de Movilidad, Pablo Inthamoussu, destacó que lo que produce “mucha alegría” es “la baja importante en la cantidad de lesionados y fallecidos en el tránsito, uno de los principales objetivos que nos habíamos trazado cuando comenzó el año”. El compromiso era bajar en un 3% la cantidad de lesionados y se llegó a un 14%. También ejemplificó que solo en Avenida Italia se redujo un 67% los accidentes graves.

Las trágicas motos y las sendas de solobus. El director de Movilidad de la Intendencia de Montevideo, Pablo Inthamoussu, indicó en conferencia de prensa que con el nuevo sistema de fiscalización electrónico se está consiguiendo un cambio de conducta de parte de los conductores de vehículos que transitan por Montevideo. Pero a la par lamentó que aún siguen siendo jóvenes de 15 a 19 años quienes más participan de accidentes viales graves, y eso en tanto casi la mitad de los fallecidos en las calles viajaban en moto, algo que se da en Montevideo pero también en todo el país. “La moto como medio de transporte es uno de los temas en los que hay que seguir trabajando”, dijo Inthamoussu. El transporte más seguro sigue siendo el ómnibus y es por eso que la Intendencia espera conseguir que puedan desarrollarse las sendas de Solobus en toda la ciudad.

Proporciones en el tránsito. El director de Movilidad de la IMM, Pablo Inthamoussu, manifestó que un dato a destacar es la confirmación de la baja sostenida de infracciones desde que está operativo el sistema electrónico de detección. “Eso ha pasado en todos los países en donde se instaló este sistema, se da una reducción de infracciones que es proporcional a la cantidad de siniestros de tránsito y de lesionados”. Inthamoussu agregó que “cuando se trabaja en la reducción de la velocidad, el efecto es inmediato en general pero sobre todo sobre los usuariosmás vulnerables; mueren menos motociclistas, ciclistas y peatones”, dijo.

Cien mil multas triplicarán ingresos de la Intendencia

Con Información de El País

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi