Brasil aún no libera nuevos permisos de importación para lácteos uruguayos - EntornoInteligente

El Observador / El conflicto por la suspensión de las licencias de importación de productos lácteos uruguayos a Brasil parecía haber llegado a su fin tras la llamada que hizo el presidente Michel Temer, el viernes 13 de octubre, a su homólogo Tabaré Vázquez prometiéndole que la situación se normalizaría en breve.

Sin embargo, a cuatro días de esta conversación, Brasil no está liberando nuevos permisos de importación. “Las licencias otorgadas hasta el 12 de octubre fueron permitidas. Están autorizados los embarques con esa fecha, pero no se ha podido hacer nuevos negocios. Los mismos importadores brasileños se encuentran con dificultades de hacer negocios”, dijo este martes a radio Carve el presidente del Instituto Nacional de la Leche (Inale), Ricardo de Izaguirre.

El argumento que dio el titular del Ministerio de Agricultura , Pecuaria y Abastecimiento (MAPA) de Brasil, Blairo Maggi, “es fácilmente rebatible”, afirmó Izaguirre. La decisión de suspender las licencias a los lácteos uruguayos fue resuelta en forma unilateral por Maggi bajo el argumento de que Uruguay “triangula” en la venta de lácteos a Brasil.

Según explicó De Izaguirre, el Inale reunió en un informe datos que comprueban que toda la leche que se exporta desde Uruguay pertenece efectivamente a productores del país. Este documento fue enviado a cancillería y al Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) el viernes pasado.

A pesar de que las exportaciones de productos lácteos a Brasil ha descendido notoriamente, este sigue siendo el principal destino de exportación de productos lácteos, al recibir el 40%, indicó el presidente de Inale.

“Pero seguramente los tenga que vender entre un 10% y un 15% más barato de lo que en el mercado internacional se consigue. Eso se debe a los aranceles externos que tiene el Mercosur”, planteó De Izaguirre.

Bajó un cambio El ministro Maggi dijo este lunes a medios brasileños que la suspensión de las importaciones de leche es “provisoria y pasible”. Además afirmó que si Uruguay recurre a la Organización Mundial del Comercio (OMC) tendrá derecho a exportar a Brasil.

De todas formas, Maggi mantuvo la posición de que el mercado de leche necesita ser regulado con la adopción de una cuota de exportación para Uruguay, como la de 5.000 toneladas mensuales, adoptada en el comercio del producto entre Brasil y Argentina. El ministro defendió también la exclusión de la leche de la lista de productos con libre comercio entre países del Mercosur. Esta medida ya se aplica en el caso de la azúcar por presión de Argentina.

Incertidumbre por arribo de misión brasileña El ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa, levantó el teléfono y a 9.000 kilómetros de distancia atendió su par brasileño, Aloysio Nunes. Desde Montevideo, Nin Novoa le pidió una solución para la obstrucción del ingreso de la leche a Brasil, y desde Marrakech el canciller brasileño le aseguró que haría las gestiones con su presidente para solucionar el problema. Nunes le dijo a Nin Novoa que su gobierno no adoptaría ninguna decisión que pudiera dañar la relación bilateral.

El compromiso del canciller brasileño tuvo un efecto inmediato: el viernes la línea presidencial entre Brasilia y Montevideo se activó y Temer le comunicó al presidente Vázquez que la situación era producto de una “desinteligencia”. De hecho, el presidente brasileño le dijo que el lunes llegaría una delegación técnica del Ministerio de Agricultura de Brasil para intercambiar información con las autoridades uruguayas.

Lea también: Temer llamó a Vázquez por los lácteos y descomprimió tensión

A pesar de que Temer se comprometió a enviar una delegación que llegaría el lunes a Montevideo, hasta este martes en la tarde ni en cancillería ni en el MGAP tenían novedades del arribo de los técnicos brasileños.

“No hubo ningún contacto oficial”, y es difícil pensar en la posibilidad de que esa misión se concrete en las próximas 48 horas, dijeron fuentes a El Observador. Sin embargo, Maggi insistió este lunes a la prensa brasileña que la misión de técnicos brasileños seguía agendada para llegar a Uruguay esta semana.

¿A qué viene esa misión? En el gobierno presumen que procurará ser una instancia más de presión por parte de Brasil y una oportunidad para que el ministro de Agricultura brasileño no quede en falsa escuadra.

Pero la posición del gobierno es que no hay negociación posible porque no está en cuestión el tema de la triangulación. Uruguay tampoco está dispuesto a permitir cualquier intento de cuotificación del mercado lácteo, tal como sucede entre Brasil y Argentina.

Brasil aún no libera nuevos permisos de importación para lácteos uruguayos

Con Información de El Observador

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Entornointeligente.com