A un mes de la muerte de Óscar Pérez y permanece la injusticia - EntornoInteligente

En Pais Zeta / Pasado un mes del operativo militar que dejó sin vida a Óscar Pérez y su grupo en El Junquito, siguen las hipótesis, dudas y espera judicial por parte de los familiares de las víctimas. Un procedimiento que fue calificado como una  “ejecución arbitraria”   por especialistas, entre ellos, Carlos Ayala Corao, abogado en derechos humanos.

Con información de Caraota Digital

Más de 33 detenciones contabilizadas por la comisión especial de la Asamblea Nacional y el miedo de los allegados, continúan. La última de ellas fue Vanessa Barroso, integrante de la fundación de Óscar Perez, a quien el Tribunal Militar dictó privativa de libertad y fue imputada por la presunta comisión de los delitos de rebelión militar, traición a la patria y sustracción de efectos pertenecientes a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana.

Gonzalo Himiob, uno de los directores del Foro Penal,   detalló a  Caraota Digital que   los encarcelados van desde  “sujetos señalados por colaborar con las actividades del piloto hasta algunas personas que acudieron a su entierro”.  Los aprehendidos estarían distribuidos en El Helicoide y en Ramo Verde, según indicó la diputada Adriana Pichardo, quien además detalló haber recibido denuncias de torturas, la mayoría sin confirmar.

La respuesta oficial no fue inmediata. Diez días después de lo ocurrido el titular del Ministerio Público designado por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Tarek William Saab, se pronunció sobre el caso, y esto fue lo que dijo:  “Aprovecho para dar mis condolencias a todos los familiares de quienes allí fallecieron, tanto del grupo armado delictivo de la ley que ahí operó, como de los ciudadanos funcionarios policiales”.  Pero, transcurrido este tiempo no ha existido otra respuesta al respecto.

Audios filtrados El canal de televisión en línea  Evtv Miam i y  Univisión  publicaron en su cuenta oficial de Instagram la filtración de un material de audio relacionado con el operativo del pasado 15 de enero.  La recopilación de grabaciones reveló la desorganización y falta de coordinación por parte de los distintos organismos de seguridad durante la fase operativa de la misión.

En varias oportunidades se apreció  la voz de un coronel desconocido quien emite quejas debido al frenético accionar de los efectivos policiales y castrenses, quienes disparaban indiscretamente y obstaculizaban indebidamente el acceso vial al lugar de los hechos con sus vehículos. En el contenido de los extractos de audio también interviene el mayor de la Guardia Nacional Bolivariana y comandante de las Fuerzas de Acción Especial, Rafael Bastardo, quien exigía el suministro de municiones para abastecer a sus funcionarios y solicitó el uso de un lanzagranada en contra de la estructura que utilizó Pérez para refugiarse.

Investigación en puerta  La madre y la esposa del exfuncionario del Cicpc Óscar Pérez, se presentaron ante la Organización de Estados Americanos, y fueron recibidas por el secretario general, Luis Almagro, donde denunciaron una supuesta ejecución extrajudicial.

Aminta Pérez y Danahis Vivas sostuvieron una reunión el pasado 2 de febrero, en donde presentaron un informe sobre el caso. Ofrecieron detalles de lo ocurrido en lo que se ha conocido como La Masacre de El Junquito y recibieron el apoyo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, que inclusive en su último informe sobre Venezuela, dejó evidencia de lo que aseguraron   han sido graves violaciones de los Derechos Humanos.

Por su parte, la diputada Delsa Solórzano, aseguró que la investigación por parte de la AN continuará puesto que el caso  “constituye una clara prueba de crímenes de lesa humanidad y violación al marco jurídico  venezolano”. La presidenta de dicha comisión especial del parlamento, ha denunciado de manera recurrente las diversas irregularidades cometidas por parte de funcionarios de seguridad del Estado en los allanamientos realizados en viviendas y lugares de trabajo de los familiares, así como otras personas cercanas al circulo de Pérez y su grupo.

Escombros en el lugar de los hechos La operación gubernamental que comenzó a ser ejecutada desde la madrugada de ese día tuvo lugar en la urbanización Araguaney, ubicada en el kilómetro 16 de El Junquito. Hoy, solo quedan los escombros de aquella casa de color blanco y tres pisos donde ocurrió todo.

Pese a haber finalizado oficialmente el operativo, en paralelo, en el lugar de los hechos permanecía la custodia militar días después. En la entrada del urbanismo eran requisados uno a uno los vehículos, una vez pasada la primera garita de vigilantes, se notaba la soledad de las calles y las viviendas de la zona completamente cerradas.

Kilómetros más arriba, en una panorámica un tanto distante, se veía la vivienda tipo chalet. En la parte superior se observaba el movimiento de los efectivos en lo que suponía ser la parte interna, pero con las múltiples detonaciones quedó derruida.

A un mes de la muerte de Óscar Pérez y permanece la injusticia

Con Información de En Pais Zeta

www.entornointeligente.com

Síguenos en Twitter @entornoi

Entornointeligente.com